Infecciones de transmisión sexual: ¿Suficiente información para los jóvenes?

 

7 de cada 10 jóvenes consideran insuficiente la información sobre infecciones de transmisión sexual en España

En pleno año de 2018 aún sigue siendo llamativa la desinformación en materia de salud sexual e infecciones de transmisión sexual.

 

Al menos, así se desprende de los datos de 7º Barómetro ‘Los jóvenes y el sexo’ elaborado por CONTROL, marca especialista en bienestar y diversión sexual.

Según el cual el 68.3% de los jóvenes españoles sostiene que aún no existe suficiente información en esta materia.

Estar informado y saber en qué consiste esta enfermedad, cuáles son sus vías de contagio y cuáles son los métodos de prevención es fundamental para seguir avanzando en la lucha contra el SIDA.

 

A la hora de buscar información, el 69% de los encuestados acude a internet cuando necesita saber más sobre esta u otras infecciones de transmisión sexual.

Internet puede ser una herramienta útil siempre que se acuda a webs oficiales y páginas médicas acreditadas.

Sin embargo, además de este tipo de consultas, es necesario que los jóvenes se formen a través de una educación sexual correcta.

Según el Barómetro, en el 74.6% de los casos la educación sexual se recibe en el colegio o instituto.

Por su parte, solamente un 31.2% afirma haber recibido educación sexual por parte de su familia.

Mientras que el porcentaje cae hasta un 19.3% cuando se trata de Instituciones públicas.

 

 

 

 

 

 

La detección a tiempo, fundamental.

Además de la prevención y la información, en el caso del SIDA es fundamental estar al día de tu salud sexual.

La detección del VIH a tiempo es clave para su tratamiento y para evitar posibles nuevos contagios.

Sin embargo, en lo que respecta a la prueba del VIH, solamente el 29% de los encuestados afirma habérsela hecho alguna vez.

Este es un dato especialmente alarmante si tenemos en cuenta que el 77,9% de los jóvenes no conoce el estado de salud sexual de su pareja.

El 12.9% confiesa continuar empleando la ‘marcha atrás’ como método de prevención.

Este método no previene ni el embarazo ni el contagio de infecciones de transmisión sexual.

 

 

 

 

 

El preservativo masculino se presenta como el único método de protección de doble barrera y el mejor aliado para una relación sexual segura, divertida y responsable.

Esto parece ir calando entre los jóvenes, que lo emplean como método contraconceptivo mayoritario con un 68.2%.

Aun así, sigue siendo necesaria la concienciación sobre la importancia de su uso: un 31.2% reconoce utilizarlo solo de manera ocasional.

 

 

 

 

 

Imágenes: Pixabay

Autor: Andrea Pascual

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *