Fisting: ¿Conoces esta práctica sexual?

 

Fisting: ¿Sabes qué práctica sexual es?

 

El fisting es una conducta sexual con origen sadomasoquista.

Se deben tener cuidados necesarios para llevarlo a cabo, y determinadas claves para lograr el máximo placer.

Según sexólogos y psiquiatras la técnica requiere cuidados especiales, ya que puede ocurrir un riesgo de dilatación extrema de los tejidos vaginales o anales.

 

 

¿En qué consiste la práctica fisting?

«Fist» significa puño en inglés y nos da una idea de la práctica.

Consiste en introducir una mano entera en un orificio del cuerpo ya sea la vagina o el ano.

Es una práctica que llama mucho la atención en todo el mundo y, de realizarla correctamente, puede proporcionar mucho placer.

Además, ofrece sensación de plenitud porque al introducir la mano, ésta puede moverse dentro, estimulando mucho más tejido interno del receptor proporcionando más placer.

 

Para quién realiza la penetración es una experiencia satisfactoria.

Ya que permite el contacto visual si se desea ver y sentir toda la mano de su pareja dentro, el calor y la fuerza de su cuerpo.

Las parejas que lo practican, lo disfrutan plenamente.

 

 

 

 

¿Cómo realizarlo y qué cuidados tener?

  • Esta práctica requiere una preparación previa, lo fundamental es tener un alto nivel de excitación, tener mucha higiene en la zona y lubricantes para que no provoque dolor.
  • Es importante tener en claro que: aunque no haya un contacto directo entre pene y vagina existe un riesgo de contraer enfermedades de transmisión sexual por el contacto de fluidos.
  • Es importante para evitar infecciones, utilizar guantes de látex, además producen menos fricción que la piel y facilitan la penetración.
  • No se debe practicar desde el comienzo, sino realizarse cuando ya los cuerpos estén preparados, y nunca en forma violenta.
  • Los movimientos tienen que ser lentos y de rotación, que ayudan a la penetración.
  • El ritmo debe ser muy lento tanto para la inserción como para la extracción de la mano.
  • Se presencia de dolor la práctica debe finalizar.

 

La comunicación es muy importante durante y después del acto.

Debes comunicarle a tu pareja todo lo que sientas, lo que te gusta y lo que no.

La comunicación en el sexo siempre es necesaria, pero en esta práctica es más importante por motivos de seguridad.

 

 

 

Imágenes: El Periódico ,Mujer Pandora.

Autor: Virginia Bruno

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *