Cómo superar el abandono de una pareja

Parece increíble que en el mundo seamos más de 7.000 millones de personas, y a nosotras, nos guste una sola… Y no, por más que lo intentamos no hay forma de que esa persona especial se nos vaya de la cabeza y del corazón, claro. Que rabia, no poder detestarla, odiarla, aunque solo sea un poquito. Hay que aprender que la vida es cíclica, está formada por capítulos que empiezan y otros se acaban. ¿Queréis saber cómo cerrar este y empezar uno nuevo? Prestad atención, puede que esta sea la solución definitiva.

olvidarse 4

Es asombroso, sufriendo de hiperpoblación en el mundo, y que los caprichos de la vida y del corazón, más bien, nos hagan pensar únicamente en una sola persona especial… ¿No se entiende verdad? ¿En que momento fijaríamos nuestros ojos en ella y en qué punto se convirtió en esa persona especial? Parece mentira, que el universo consiga difuminarse por completo, que desaparezca todo a nuestro alrededor tan solo con una sonrisa de él, o ella…

Para empezar por el principio, el primer paso es definir el nivel de “cuelgue emocional” que llevas de esa persona especial. Contesta para ti misma a la siguiente pregunta: ¿Desearías desayunar todas las mañanas a su lado? Si la respuesta en si, que seguro que lo es… Ha llegado el momento de pasar a la acción. 

Paso nº 1: Borra su número de teléfono

Y esta vez de verdad, bórralo de tu móvil, agenda física o de cualquier otro lugar donde lo tengas apuntado, incluso de tu mente si lo has conseguido memorizar. Vale que ya desde hace tiempo no le mandes ningún mensaje – punto positivo para ti -, pero es mejor eliminar la tentación. Es hora de dejar de revisar su estado de WhatsApp, o la hora a la que se conectó por última vez… ¡No somos psicópatas!

Paso nº 2: Nada de ser “amigos” en Facebook o cualquier otra red social

Tienes que hacer que esa persona especial desaparezca de tu mente y de tu vida ¿te interesa ver cómo le va la vida después de todo? Si ya has conseguido borrar su número, esto será pan comido. Hazlo rápido, como si te estuvieses quitando una tirita, ya eres una campeona, esto no debería de costarte mucho. ¡Ánimo!

olvidar2

Paso nº 3: Por suerte, el mal de amores adelgaza mucho más que la dieta de la alcachofa

A muchas les da por comer cuando acaban con una relación, pero chicas ¡NO! Aprovechad este momento de “pequeña debilidad emocional” y el proceso de olvidar a vuestra persona especial para empezar a cuidaros, Lo agradeceréis cuando os miréis en el espejo y os veáis con el guapo subido; el chute de autoestima será brutal.

Paso nº 4: Hacer deporte

Relacionado con el punto anterior, combina este nuevo estilo de vida sana que has decidido empezar con un poco deporte, el que más te guste… Además, el deporte ayuda a que desconectemos y dejemos en blanco nuestra mente, por eso te vendrá bien para continuar con el proceso.

Paso nº 5: Sal de noche, y de día

Nada de quedarse en casa recreándose en el dolor… ¡Sal a la calle! Conoce gente nueva; olvidarte de la otra persona y quien sabe, igual conoces a alguien que te consigue sacar una sonrisa. Al menos, durante un rato.

Paso nº 6: No te lances a los brazos de otro

Vale que un clavo saca otro claro, pero no ha prisa… Primero aclara tu mente, tu corazón y tus ideas hasta que tengas claro que lo has superado. No es bueno que empieces algo con otra persona cuando aún sientes por la otra.

Paso nº 7: Crees que ya lo has superado, y has empezado “algo” con otra persona

Está muy bien, pero, ¿has pensado en una posible recaída? Si él/ella vuelve, no le sigas el juego, no merece la pena. Con suerte, conseguirás que se le pase enseguida a ver que tu ya no quieres nada y sobre todo, no enciendas las alarmas de tu “nueva pareja” contándoselo, no hay motivos.

Paso nº 8: Has recaído, lo has dejado con la otra persona ¿y ahora qué?

Después de haber pasado por la fase en la que casi entras en un problema con el vino, solo te queda desaparecer un tiempo para acabar de superarlo. Viaja, solo o en compañía da igual… Es un buen remedio par curar las heridas del corazón.

olvidarse3

Paso nº 9: La vuelta a casa

Ya has experimentado una nueva experiencia vital y toca volver a casa; aprovecha para reconciliarte contigo misma. Lo has hecho muy bien durante todo el proceso, te mereces pasar página y además, seguro que tienes tantas cosas que contar sobre tu viaje que no tendrás ni tiempo de pensar en esa persona especial, que ya no lo será más. ¿No te está empezando a dar pereza hablar de él/ella?

Imágenes: Pinterest, Wattpad.

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *