Sexo anal: todo lo que debes saber sobre su práctica

 

El ano es una zona erógena que tod@s tenemos y de la que tod@s podemos disfrutar.

Practicar sexo anal no es exclusivo para gays. 

 

Pero desgraciadamente, ya sea por pudores o por tabúes sexuales, son muchas las personas que prefieren no probarlo.

Por ende, dejan pasar un placer distinto al que están acostumbrad@s.

 

Pero también existe el bando contrario de personas que, al consumir vídeos xxx, en concreto vídeos de sexo anal intentan imitar lo que aprenden del porno y hacen la versión de porno casero.

Que básicamente se trata en hacerlo rápido y mal.

Y es aquí cuando, por desgracia, nos encontramos a ‘brutos’ que, además de no tener nada de tacto, hablan en tono nocivo.

Como por ejemplo: folladas anales, follándosela por el culo, polla en el culo…

 

 

Es por ello que hoy venimos con dos objetivos:

Por un lado explicar cómo disfrutar del sexo anal y por el otro entender que las películas o cortos eróticos los protagonizan actrices porno entrenadas para ello y nosotr@s somos más bien del porno amateur.

La estrechez es placentera para el hombre

Cuánto más estrecho más les gusta.

Y es que cuanto más estrecho sea, tendrá más sensaciones y con ellas, más placer.

Así que, una de las razones por las que al hombre le resulta muy placentero el sexo anal es porqué el ano es una entrada y espacio muy estrecho.

Aunque la vagina también puede ser muy estrecha (sobre todo si se trabaja con ejercicios kegel y bolas chinas).

Hay 2 diferencias principales entre el ano y la vagina que son muy importantes a tener en cuenta a la hora de practicar sexo:

 

 

 

 

 

La principal diferencia es la lubricación.

Mientras que la vagina lubrica de forma natural, el ano no.

Y tampoco se dilata con la excitación.

Por otro lado, con los ejercicios kegel y las bolas chinas se pueden fortalecer las paredes vaginales para que el espacio sea más estrecho y le dé más placer a él.

Mientras que con el ano no hace falta ni hacer ejercicios.

 

 

 

Estimular el punto P con los dedos

 

Aunque muchos hombres heterosexuales se resistan, todos los hombres tienen un punto erógeno en la próstata conocido como punto P o punto G masculino.

Cuando sabes que tu pareja tiene una zona erógena que, lo más seguro no haya experimentado nunca, te apetece más probarlo.

Para estimular el punto P y regalarle otro tipo de orgasmo a tu pareja primero tienes que introducir el tema para crearle curiosidad.

Y de repente, un día mientras estáis en el tema, surge y dais paso a la acción.

 

 

 

 

 

 

Antes de lanzarte a estimular el punto P de tu pareja, el lubricante de silicona es un primer paso sin el cual no podrás seguir adelante.

Y es que, como hemos comentado antes, el ano no lubrica de forma natural por lo que aunque introduzcas el dedo pequeño de tu mano le dolerá más que si lo haces con lubricante.

Una vez tus dedos están lubricados y él está muy excitado, introduce poco a poco tu dedo corazón hasta donde el largo de tu dedo te lo permita.

Una vez dentro, mueve la parte interior de tu dedo hacia arriba y notarás cómo hay una zona más voluminosa (como si fuera una pequeña montaña), allí está en punto P.

¿Y una vez encontrado qué pasa? Haz toques frecuentes y pausados en la zona.

 

 

Cómo último consejo:

No hay mejor maestro que tu pareja.

Porque cada cuerpo es distinto y juntos conseguiréis estimularlo a su perfección.

 

 

Cómo practicar sexo anal sin dolor

 

Algún vídeo de porno anal que otro nos ha hecho interpretar que el ‘sexo por el culo’, (como mucha gente dice) no duele.

Y con esto no estamos diciendo que nos mientan sino que en este tipo de vídeos muchas veces no se ve la preparación que requiere la zona y pensamos que es así.

Pero la verdad es que para practicar sexo anal sin dolor hay dos cosas muy importantes a tener en cuenta:

 

Principalmente la excitación de ambos, pero principalmente de él, debe ser muy alta.

Porque, de no ser así, los músculos estarán tensos y costará mucho más practicar sexo anal.

Por otro lado, después de la excitación es muy importante tener a mano lubricante.

En concreto de silicona, porqué es más resistente y concentrado, lo cual va muy bien para esta zona que no lubrica de forma natural.

 

 

Para terminar, tengas 30 como 18 años lo más importante en cualquier práctica sexual es aprender a disfrutarlas.

Pero para ello también es muy importante primero aprender cómo se hacen.

 

 

 

Imágenes: Plátanomelón

Autor: Andrea Pascual

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *