5 peleas que toda pareja sufre ¡Consejos para evitarlas!

Lo de las discusiones es algo normal en cualquier pareja. No sufras si habéis tenido vuestra primera pelea, no sufras si ahora estáis en crisis momentánea… El tiempo cura las heridas. Y créenos, Nosotras lo sabemos. Todas las relaciones pasan por discusiones que puede que no tengan sentido alguno. Pero no es tanto el tema, sino que no hay motivos para discutir. Cuando dos personas conviven tanto tiempo, es normal que el roce, igual que hace el cariño, cree algunas tensiones.

De hecho, puede que haya sido la primera pelea de pareja, pero no será la última. Te lo aseguramos. Para que te quedes un poco más tranquila, todavía te quedan muchos  rapapolvos que soportar. Todavía te quedan como mínimo cuatro temas más de los que discutir… Es más, a continuación, te mostramos cuáles serán las cinco discusiones que sufriréis como pareja. Porque nadie puede evitarlas. Ni incluso vosotros. Eso sí, es posible que, sabiéndolo, podáis suavizar alguna de estos acontecimientos.

1. Discutir por dinero

Es muy normal cuando se convive en la misma casa y cuando se es una pareja estable. La razón reside en las desconfianzas y en las posibles trampas que podáis hacer ambos. ¿La solución? No ir más allá, no engañaros entre vosotros y dejar zanjado este tema.

2. Discutir por familia

Las madres, padres o hermanos pueden entrometerse en una relación. Lo más importante es no dejar que os afecte a ninguno de los dos. Debéis ser más fuertes que las opiniones de los demás, o, al final, la relación se resentirá ante tantas dudas.

3. Discutir por amigos

El hecho de que tú salgas con tus amigas durante algunas noches, o que sea él quien se vaya a tomar algunas copas con su pandilla no debería afectaros lo más mínimo. Sí, es cierto que es más bonito y tierno salir los dos juntos. Pero, míralo así, el mes tiene muchas noches. Y también servirá para poder despejaros un poco en compañía de vuestra gente de siempre.

4. Discutir por sexo

Cuando el sexo no es satisfactorio, cuando ha caído en la rutina o cuando os parece, simplemente, aburrido, comienza a afectar más de lo que puedas pensar en vuestra relación. Y es que, suena cruel, pero el sexo es uno de los pilares básicos de las relaciones. Solucionarlo es rápido y sencillo… Simplemente buscar nuevas vías de placer conjunto. Nuevos juegos o nuevas experiencias, pero siempre en vuestra compañía.

5. Discutir por los ex

¿Por qué tendremos que complicarnos tanto? La quinta discusión que todas experimentaremos viene tras los celos y la negatividad en la pareja. Por una parte o por la otra todos sentimos celos y deseo de venganza cuando algo no nos encaja… La solución no es discutir, es, simplemente, hablarlo. Pedir una explicación os hará más fuertes. Desde luego, será mucho mejor que desconfiar a la primera de cambio.

Imagen: Zara TRF.

Autor: Katia Toran

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *