Zona íntima femenina: Evita infecciones con estos cuidados básicos

La zona íntima femenina es una parte muy delicada, y el no higienizarla y cuidarla como corresponde puede llevar a sufrir alguna infección que sea difícil de curar. En esta ocasión, te contamos algunos datos a tener en cuenta para realizar tu higiene íntima de manera correcta.

Las infecciones genitales, de vulva o vagina, son frecuentes y se producen cuando se ve alterado el conjunto de microorganismos de la vagina, llamado flora vaginal. Por ello, el saber preservar este equilibrio será fundamental.

La vagina tiene un pH ácido, una defensa natural para combatir infecciones que es resistente pero que, cuando se  ve alterado, esta protección decae y pueden sobrevenir las infecciones y los problemas. Puede producirse una vaginosis bacteriana que, aunque no produce inflamación, genera un flujo vaginal de blanco a medio grisáceo, y con olor fuerte. Para mantener la flora vaginal equilibrada, toma nota de los siguientes consejos:

No usar jabones perfumados

Los jabones perfumados pueden alterar el pH de la vagina. Tampoco deberán emplearse jabones astringentes ya que tienen soda caústica que mata la flora vaginal. Los jabones adecuados son aquellos los de glicerina o los que vienen específicos para higiene íntima.

mujer

Mantener la zona lo más ventilada posible

La recomendación general es mantener la vulva y la vagina lo mejor ventiladas posible. No usar protectores diarios, o hacerlo solo con aquellos que permitan mantener un flujo de ventilación de aire. Los jeans muy ceñidos también se desaconsejan, mejor optar por pantalones más holgados y de telas más ligeras. En verano, las faldas serán lo mejor. Otro buen consejo es por las noches, al dormir, no usar ropa interior para permitir la ventilación de los genitales.

Lavarse siempre de adelante hacia atrás

Otro punto muy importante: a la hora de limpiar o lavar tu zona íntima que sea siempre de adelante hacia atrás, ya que de lo contrario se podrían estar trayendo del ano bacterias dañinas que alteren la flora vagina o incluso ocasionen una infección urinaria.

Utilizar ropa interior blanca y de algodón

Tampoco se recomienda utilizar ropa interior de color, ya que las tintas para teñir prendas muchas veces alteran también el pH y el equilibrio de los microorganismos de la vagina. Lo adecuado para mantener la salud vaginal es escoger ropa interior blanca o beige y de algodón.

Imágenes: mujeractual.cl

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *