Tomar pocos hidratos de carbono, clave para adelgazar

¿Qué alimentos debemos comer si queremos perder peso? No hay debate más contradictorio y complicado que éste. Los precursores de planes de nutrición como la dieta Atkins o la Dunkan nos dicen que para perder peso debemos limitar al máximo la ingesta de grasa y, en cambio, potenciar la toma de alimentos ricos en proteínas, como la carne roja, el pescado… En este sentido, pues, debemos entender que los alimentos ricos en grasa son nuestro peor enemigo a la hora de adelgazar.

Sin embargo, un nuevo estudio publicado en la revista médica ‘Anales de Medicina Interna’, nos cuenta que las personas que toman más grasa y, al mimso tiempo, evitan los hidratos refinados, es decir, toman menos harinas, azúcares, bollería, entre otros, consiguen perder peso más rápidamente y, además, tienen menos riesgos cardiovasculares. Este estudio añade una nueva preocupación más a todas aquellas mujeres que queremos adelgazar y es que ¿son los hidratos de carbono o las grasas las que nos suman kilos de más? 

Esta última investigación lo tiene claro: la clave para adelgazar consiste en reducir la ingesta de hidratos de carbono. Al parecer, el estudio llegó a esta conclusión después de analizar durante un año a 150 voluntarios que fueron divididos en dos grupos. Uno de ellos siguió una dieta que evitaba las harinas refinadas y los azúcares pero, en cambio, potoenciaba la ingesta de proteínas y grasas. En este sentido, pues, el primer grupo de voluntarios seguía una dieta muy parecida a la Atkins que incluía huevos para desayunar, ensaladas para comer y proteína para cenar. El segundo grupo de voluntarios, en cambio, tuvo que llevar una dieta con un 30% menos de grasa pero, en cambio, no tenían que privarse en la ingesta de hidratos de carbono. En este caso, los menús incluían más cereales, legumbres, azúcares, hidratos refinados y verduras. ¿Qué grupo de voluntarios creéis que había adelgazado más después de un año?

El estudio muestra como el grupo que comió menos hidratos de carbono había perdido 4 kilos más que los que habían seguido una dieta baja en grasa. En este sentido, pues, si queréis adelgazar, controlad la ingesta de hidratos de carbono y ¡despediros para siempre de los platos de pasta!

Imágenes: Corbis

Autor: Anna Güell

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *