Todos los beneficios de la osteopatía, al descubierto

¿Sabéis qué es la osteopatía? ¿Sabíais que gracias a ella podemos reducir el dolor causado por lesiones o enfermedades crónicas como la fibromialgia o las migrañas? ¿Erais conscientes de que pueden someterse a un tratamiento de osteopatía desde bebés hasta embarazadas o ancianos?

Para conocer en profundidad qué es la osteopatía y todos los beneficios que puede aportarnos, hemos entrevistado al osteópata Quim Vicent, director de la Clínica Arvila Magna de Barcelona y encargado de desvelar los secretos mejor guardados de esta medicina alternativa…

PREGUNTA: ¿Qué es la osteopatía?

RESPUESTA: La osteopatía es un arte, una metodología holística que parte del principio de observar el cuerpo como una unidad global, como un todo interconectado. La osteopatía es un método complementario a la medicina convencional, que parte de diagnosticar y elaborar un tratamiento individualizado, acorde con las necesidades y problemas que presente el paciente, ya que estos síntomas son una manifestación de que algo en su cuerpo no funciona correctamente.

P: ¿Qué beneficios aporta?

R: El principal objetivo de la osteopatía es devolver el equilibrio al cuerpo, ya que dicho desajuste es el causante de los problemas del paciente. Utilizando estas técnicas podemos tratar las restricciones de movilidad, reducir el dolor causado por lesiones, e incluso lidiar con aquel que viene dado por enfermedades crónicas.
A la vez, se pretende que el paciente se relaje a través de las agradables sesiones. A raíz de la práctica de la osteopatía queremos mejorar la calidad de vida del paciente.

P: ¿Qué personas y de qué edad deberían someterse a técnicas osteopáticas?

R: La osteopatía puede aplicarse a todas las personas independientemente de su edad, sexo, condición física, salud… Para la osteopatía cada cuerpo es diferente, tiene sus propias necesidades y por ello, las terapias se realizan de manera individual y adaptada a cada una de estas características. Desde bebés con cólicos, embarazadas con dolencias, ancianos, deportistas con lesiones… pueden obtener los beneficios de la osteopatía y tratar los problemas de manera eficaz.

P: ¿Qué clases de osteopatía existen?

R: Osteopatía sólo es una, no existen clases de osteopatía, dentro de ella se divide en diferentes áreas, como la estructural, visceral y craneal. El verdadero osteópata es el que domina todas estas áreas para poder ayudar al paciente, a saber detectar su causa etiopatológica, que podrá estar reflejada en su estructura, víscera, o en su tensiones craneales relacionadas con el SNC.

La osteopatía estructural pretende devolver la movilidad al sistema músculo-esquelético a pacientes con restricciones de movilidad. Por su parte, la osteopatía visceral pretende equilibrar la columna visceral y mejorar su movimiento, así como el movimiento inherente de las vísceras (motilidad) que contribuye a una buena circulación sanguínea, cosa que es esencial para el buen funcionamiento del cuerpo. Mientras que, el objetivo de la osteopatía craneal es mejorar la movilidad de los huesos del cráneo, y con ello, el funcionamiento nervioso.

P: ¿Qué patologías se tratan más comúnmente con la osteopatía?

R: Las principales patologías por las que los pacientes acuden a la consulta de un osteópata son los dolores crónicos, con los que el paciente ha de aprender a convivir: fibromialgia, migrañas, dolores articulares, hernias… También encontramos casos de deportistas que recurren a la osteopatía para tratar lesiones e intentar prevenirlas. Pacientes con problemas digestivos, depresiones, ansiedad y un largo etcétera pero mi consejo sería utilizar la osteopatía como prevención, no siendo necesaria ninguna dolencia para acudir al osteópata, así se puede mantener un estado óptimo de salud.

P: ¿Cómo puede la osteopatía reequilibrar nuestro cuerpo?

R: Uno de los principios claves de la osteopatía para mantener una buena salud es mantener las líneas de gravedad equilibradas. El paciente ha de aprender a conocer el funcionamiento de su cuerpo, por esto el osteópata enseñará nuevos hábitos, que sean acordes con cada paciente, como ejercicios de respiración, tener en cuenta su nutrición… pautas que pueden aprenderse visitando la consulta del osteópata anualmente.

P: ¿Cómo ayuda la osteopatía a una futura madre?

R: El osteópata acompañará a la madre en el camino del embarazo, manteniendo equilibrada toda su estructura, tenemos que pensar que el cuerpo sufre muchas modificaciones durante el embarazo que habrá que mantenerlas controladas así como pasar a otra fase de equilibrio después del parto. Mantendremos la conexión emocional de la madre con el niñ@ a través del ritmo primario respiratorio ( MRP) de ambos y facilitaremos que el momento del parto sea mucho más fácil para ambos.

P: ¿Y a un deportista?

R: Al hacer ejercicio físico el cuerpo es llevado a extremos a los que quizás no está preparado para alcanzar, necesitamos una buena capacidad respiratoria, circulatoria y adaptar la nutrición a cada deportista. Des de los tratamientos de osteopatía se pretende prevenir y tratar cualquier disfunción que pueda causar una lesión y a su vez, mejorar el rendimiento deportivo.

P: ¿En qué nos puede ayudar la osteopatía a nivel emocional?

R: Como ya he dicho anteriormente, la osteopatía concibe al cuerpo como un todo, en esta parte entra también en juego nuestra parte emocional. Una dolencia física en la zona más vulnerable de los pacientes puede ser el reflejo de un desequilibrio emocional, que podrá tratase a través de las terapias de osteopatía. Por ello, mi consejo es ser feliz y sonreír mucho,

P: ¿Nos puede mostrar el camino hacia la felicidad?

R: Si en estos momentos la pudiese estar mirando, le regalaría una sonrisa y así conocería mi camino a la felicidad…

Autor: Elena Fernández

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *