Una sonrisa perfecta sí es posible

¿Existe la sonrisa perfecta? Lo cierto es que cada sonrisa es un mundo. Los rasgos de la cara, el tono de la piel, la forma de los labios y encías, la disposición de los dientes… Todo ello en su conjunto conforma un diseño natural y exclusivo en cada persona. Por ello, es importante la personalización de los tratamientos para asegurar que la armonía natural permanece tras el cambio.

En todo tratamiento estético el diagnóstico y plan de cada caso es fundamental. Es muy importante crear una hoja de ruta personalizada con el fin de lograr el éxito y satisfacción del paciente al finalizar el diseño de su sonrisa.

conseguir_sonrisa_perfecta

Hoy en día se incorporan tecnologías digitales que permiten que la comunicación entre el odontólogo y el paciente sea mucho más fluida. El DSD -Digital Smile Design- o diseño digital de la sonrisa se ha convertido en una herramienta rutinaria y fundamental. Esta herramienta consiste en la realización de un diseño por ordenador o un simulacro de la sonrisa ideal del paciente, todo ello a través de un estudio minucioso del caso gracias a fotos realizadas desde todos los ángulos, vídeos dinámicos y modelos de estudio que, conjuntamente, permiten medir y planificar cada caso analizando no sólo la forma y color de los dientes sino también la posición y forma del labio, arquitectura de la encía y líneas de sonrisa entre otros.

Este DSD es clave para la interacción con el paciente. La posibilidad de “mostrar” el diseño final facilita la comunicación con el paciente al mismo tiempo que se visualizan las fotos y el estudio para así conseguir sus expectativas y deseos y mostrarles los pasos necesarios para poder obtener el resultado deseado.

Esta comunicación está además presente entre los miembros del equipo clínico encargado del diseño de la sonrisa. Agiliza y acelera el proceso en caso de necesitar ortodoncia, periodoncia o implantología ya que profesionales y técnicos involucrados en el tratamiento disponen de la información gráfica de cada paciente.

Una vez finalizado el estudio de la sonrisa digital, y a través de un mock-up, se pueden transferir los resultados a la boca del paciente, realizando así un simulacro en tres dimensiones en el que el paciente puede aproximarse mucho a la realidad del caso final.

 

Almudena-Martínez-Bravo

La Dra. Almudena Martínez Bravo es Odontólogo Especialista en Implantoprótesis y Estética en i2 Implantología, uno de los centros de odontología más modernos de España y reconocido a nivel internacional por la utilización de técnicas únicas. Además, es también profesora de Prótesis Dental en la Universidad Alfonso X el Sabio y coordinadora de los títulos de Estética de i2 Implantología con la UDIMA.

Imágenes: Pinterest

 

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *