Psico: Sé más positiva con “La elegancia del erizo”

A menudo, guardamos lo mejor de Nosotras mismos y mostramos solamente aquello que nos protege de los demás, formanzo una coraza entre aquello que aparentamos y lo que verdaderamente somos. Olvida el miedo a sufrir, libérate del miedo a sentir miedo y aprovecha todo ese potencial que verdaderamente llevas dentro de ti gracias a “La elegancia del erizo”.

“Tiene la elegancia del erizo: por fuera está cubierta de púas,
una verdadera fortaleza, pero intuyo que, por dentro, tiene el mismo
refinamiento sencillo de los erizos, que son animalillos falsamente indolentes,
tremendamente solitarios y terriblemente elegantes.”

La elegancia del erizo es un
libro escrito por Muriel Barbery y publicado por Seix Barral en España en el
año 2007. En esta novela se describen las aventuras de Paloma, una niña de 12
años con una inteligencia sobrenatural que redacta un diario para contar todo
aquello que piensa mientras interactúa con su familia y sus vecinos.

La protagonista vive en el número
7 de la Rue Grenelle, en París, donde
tiene conversaciones trascendentales con Renée, la portera del vecindario.
Ambas adoran disfrutar de los placeres de las pequeñas cosas que les ofrece la
vida y aprenden a guardarse secretos mientras hablan sobre el amor, la amistad
y el arte.

La elegancia del erizo es una
novela optimista
, un canto a la vida en el que las lectoras encontrarán nuevos
motivos para seguir sonriendo cada mañana gracias a sus páginas cargadas de
pensamientos positivos y momentos mágicos y entrañables.

Al igual que la protagonista de
esta novela, las personas a veces nos creamos unas corazas que nos hacen tener
una apariencia dura e inaccesible pensando que así vamos a sufrir menos y que
nos causarán menos dolor los problemas que nazcan a nuestro alrededor.

Nada más lejos de la realidad, estas
corazas nos vuelven más agresivas y limitan nuestra sensibilidad, de manera que
nos perdemos toda la belleza que se muestra cada día ante nuestros sentidos
sólo por miedo a sufrir.

De la misma manera que el erizo,
todas tenemos en nuestro interior un ser maravilloso, lleno de elegancia y de sabiduría.
Pero para alcanzarlo y llegar a ser la mejor versión de Nosotras mismas tenemos
que aprender a perder el miedo, a disfrutar de cada día y escuchar a nuestro
corazón.

En nuestro interior se guardan
todas las respuestas ante los problemas que nos ofrece la vida. Estos problemas
no son más que oportunidades para ser mejores, para aprender y mejorar en cada
momento.

Pero para aprender estas lecciones es necesario que permanezcamos en
silencio escuchando a nuestro corazón. Solo de esta manera, evitando la
envidia, los prejuicios y la negatividad, tomaremos la decisión más acertada en
cada ocasión: aquella que verdaderamente nos hace felices.

Autor: Helena Invernon

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *