Movimiento Slow: ¿Y si de repente optáramos por este estilo de vida?

El movimiento Slow o el Slow Down no es nuevo. Se considera una filosofía y una puesta en escena vital a la que se etiqueta por primera vez en 1989, coincidiendo con una manifestación popular por la apertura de un restaurante de comida rápida en la Plaza de España en Roma.

El hecho no tendría hoy nada de significativo, si tenemos en cuenta la proliferación en la actualidad de este tipo de establecimientos en todos los lugares céntricos de las grandes capitales del mundo. Hamburgueserías, pizzerías, cafeterías, da igual si se rompen la estética urbana o si entorpecen la contemplación de la belleza de grandes obras de la arquitectura o la armonía de un conjunto artístico.

Precisamente sobre este aspecto querían llamar la atención quienes convocaron una manifestación de protesta por la apertura de aquel establecimiento de Fast food en un lugar tan mítico como la Plaza de España en Roma. Un sitio para ser contemplado despacio, con todo el tiempo del mundo, “invadido” por un lugar de comida rápida.

El Slow Down empezó por llamarnos la atención sobre este aspecto para hacernos reflexionar sobre el sentido global de nuestra vida a finales del siglo XX. Imaginad que ahora, en peno siglo XXI, no vamos rápido, corremos. O no corremos, volamos.

relajacion_1

Se trata de llegar el primero, no importa a veces cómo. Y en esta carrera, perdemos la salud y hasta la vida, porque se nos escapa sin disfrutarla. Si os preguntase cuánto tiempo reserváis al día para cuidaros, para dedicarlo a algo que os apasiona, simplemente para meditar, escuchar música en silencio, pensar, leer, hacer gimnasia…Creo que muy pocas me dirías que unos minutos.

Priorizamos sobre las obligaciones porque vivimos en una sociedad rápida, donde los resultados, cuántos más son mejores y donde la cantidad debe primar sobre la calidad. Cantidad en el menor tiempo posible. Así se nos está exigiendo.

Los defensores de lo lento, al contrario, consideran bien hecho el trabajo que hemos elaborado minuciosamente, en el que hemos invertido el tiempo requerido.

Y esta filosofía se puede extender a todos los campos de la vida. De hecho ha contribuido, en otro estadio, a la defensa de las políticas de desarrollo sostenible y al retorno a las culturas locales. Es posible que esto os recuerde a esos lugares donde la gente es más longeva, como la isla japonesa de Okinawa, donde el tiempo es oro.

Fijaos que paradoja, que en ese mismo país, Japón, miles de trabajadores mueran cada día por el Korasi. Esto es, morir por trabajar demasiado. El cuerpo es sabio y conoce sus límites. El primero en avisarnos de que vamos muy deprisa y por encima de lo razonable es el estrés. Es el síntoma que precede a otro tipo de enfermedades.

No corras. Mi abuela tenía una frase maravillosa: “Vísteme despacio que tengo prisa”. La más común dice que el tiempo es oro. Disfrutémoslo.

ata poouramini 3

Ata Pouramini es autor del libro “Tú eres tu medicina” y “El gato persa que quería comer caviar”. Es orientador en salud, experto en nutrición y uno de los quiroprácticos más reconocidos . Tiene en Valencia una de las consultas más importantes del mundo. Estudió Nutrición en la Oxford Brooks University, es Licenciado en Ciencias Humanas, Master en Ciencias Quiroprácticas, Doctor en Quiropráctica  y miembro de la Asociación Española de Quiropráctica. 

Imágenes: Pinterest

 

Autor: Ata Pouramini

atprm!6336

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Fatal error: Uncaught exception 'Exception' with message 'Cache directory not writable. Comet Cache needs this directory please: `/home/nosotras/www/nosotras_com/wp-content/cache/comet-cache/cache/https/www-nosotras-com/salud`. Set permissions to `755` or higher; `777` might be needed in some cases.' in /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-content/plugins/comet-cache/src/includes/traits/Ac/ObUtils.php:367 Stack trace: #0 [internal function]: WebSharks\CometCache\Classes\AdvancedCache->outputBufferCallbackHandler('<!DOCTYPE html>...', 9) #1 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/functions.php(3780): ob_end_flush() #2 [internal function]: wp_ob_end_flush_all('') #3 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/class-wp-hook.php(286): call_user_func_array('wp_ob_end_flush...', Array) #4 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/class-wp-hook.php(310): WP_Hook->apply_filters('', Array) #5 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/plugin.php(453): WP_Hook->do_action(Array) #6 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/lo in /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-content/plugins/comet-cache/src/includes/traits/Ac/ObUtils.php on line 367