Los mejores alimentos para no perder la memoria

Falta de concentración, olvidos o despistes pueden ser frecuentes en momentos de mucho estrés, pero también se van acentuando con el paso de los años. Su avance puede frenarse con una buena alimentación.

Una adecuada alimentación es la base para sentirse bien por dentro y por fuera y también para el correcto funcionamiento del cerebro y para no perder la memoria o tener problemas para concentrarse. Y es que aunque, evidentemente, puede haber algún componente genético, la pérdida de memoria y la falta de capacidad de concentración muchas veces va a asociada a una incorrecta alimentación.

Para mantener el cerebro en perfecta forma sólo es preciso cubrir las necesidades nutricionales, que varían según cada persona, aunque hay alimentos sobre los que sí está demostrada su eficacia para evitar perder la memoria. Entre ellos, por ejemplo, cabe destacar los alimentos integrales por ser ricos en ácido fólico y la vitamina B6, que ayudan a estimular el cerebro, así como los frutos secos como las nueces que suponen un importante aporte de ácidos omega 3 y omega 6, además de vitamina B6 y E.

Tampoco pueden faltar en la dieta otros frutos secos como los anacardos, por su contenido de magnesio, y las almendras, que son ricas en fenilalanina. La denominada nuez del pecán igualmente tiene un efecto beneficioso sobre nuestra memoria, así como las pipas de girasol, por contener tiamina, y las pipas de calabaza, ricas en zinc, vitamina A y Vitamina E y también en Omega 3 y Omega 6.

Además del ácido fólico de los frutos secos, también puedes ingerirlo a través de frijoles y de verduras de hoja como las espinacas, col lombarda, coles de bruselas y coliflor o brócoli, siendo esta última la verdura por excelencia para mejorar la memoria. Vegetales como los tomates o berenjenas son también muy aconsejables.

Igualmente, el ácido fólico está presente en las frutas cítricas y, sobre todo, en el kiwi, convirtiéndose en una de las frutas más convenientes para nuestra memoria. Junto al kiwi, tampoco pueden faltar, por su gran beneficio para el cerebro y la memoria, los frutos rojos como los arándanos, las fresas y las moras, aparte de otros frutos como los aguacates.

Los pescados deben consumirse al menos una vez a la semana para mejorar la memoria, ya que con su ingesta se puede llegar a reducir en un 10% su deterioro en relación a las personas que no los ingieren. Los huevos son fundamentales al contener colina, que ayuda al funcionamiento de las membranas celulares y de la memoria.

Los lácteos igualmente son imprescindibles y puedes incorporarlos en forma de yogur. Y, si te gusta el té verde, no tengas problema en tomarte una taza al día. Además de los efectos beneficiosos que tiene para la salud, pérdida de peso o en la prevención de las caries, también ayuda a mantener el cerebro en forma.

Y date un buen gustazo porque el chocolate es bueno para la memoria. Eso sí, controla la cantidad ingerida para no engordar y para evitar ponerte nerviosa en el caso de que optes por un tipo de chocolate con un elevado porcentaje de cacao. Tampoco te olvides de la canela. Las últimas investigaciones han puesto de manifiesto sus beneficios sobre la memoria y el cerebro, aparte de otras propiedades que ya conoces bien.

Autor: Eva Sereno

Comparte esta noticia en

1 Comentario

  1. QUISIERA SABER SOBRE PRODUCTOS NATURALES PARA LA PERDIDA DE MEMORIA

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *