Ir de compras ¿Por qué es tan placentero?

No es un secreto para nadie: las mujeres amamos ir de compras. Es una actividad relajante que consigue mejorar nuestro humor, pero ¿por qué?. En Nosotras desvelamos la razones que hacen que ir de shopping nos parezca tan placentero

Pueden haber excepciones, más bien contadas excepciones, pero, en general, a las chicas nos encanta salir con el único propósito de caminar, ver tiendas, adquirir alguna cosa (o varias si es posible) y regresar satisfechas y alegres a casa. Esto sin mencionar la compañía. Y es que ir de compras con las amigas es un momento alegre garantizado: risas, chismes, quejas, pero todo en la complicidad de la amistad.

Al verlo como una experiencia agradable nuestro cerebro libera serotonina, un neurotransmisor asociado al bienestar y la felicidad, por eso nada mejor para despejar la mente y anular una depresión que escoger algo que te queda bien y comprarlo: una terapia mucho más económica que el psicólogo.

Cuando compramos para nosotras, la experiencia no siempre es la más feliz, pero si buscamos en el lugar adecuado y elegimos las prendas que le hacen honor a nuestra figura, la historia cambia, y es que nada mejor que verte frente al espejo con algo que te queda fantástico, pensando todos los sitios en los que podrás usar esa nueva adquisición. Una forma de refrescar nuestro autoestima y hacernos sentir bien.

Y si la idea es comprar para otros, el episodio no es por eso menos placentero, pues nos esforzamos por escoger un buen regalo, pensamos en la persona, nos alegramos al sentir que le agradará lo que hemos elegido. De allí que a pesar del estrés de las compras navideñas, la experiencia pueda resultar también en algo que disfrutamos con gusto.

Eso sí ¡nada en exceso! No permitas que tus momentos de felicidad se nublen por el sentimiento de culpa de haber gastado más de lo que debías y lleva a cabo esta actividad con moderación, pero mantén vivo el ritual de salir de tienda en tienda junto a las amigas.

Autor: Debora De Sa

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *