Entrevista: Cómo cuidar la piel en el Institut Dra. Natalia Ribé

El verano es la época del año en al que la piel sufre más daños, ya que está expuesta durante más tiempo a la nociva acción solar. En la clínica de la doctora Natalia Ribé nos ofrecen una serie de tratamientos para recuperar la salud y vitalidad de la epidermis después de la temporada estival. Hablamos con la propia Natalia para que nos los explique.

1-Después del verano ¿Cuáles suelen ser las zonas del cuerpo más afectadas por el sol?

Sobretodo las zonas que han estado más fotoexpuestas como la cara, el cuello, el escote y las manos. Pero en general, toda la piel queda afectada al haber estado más tiempo que de costumbre expuesta al sol. Sin olvidar zonas como la nuca, la nariz y las orejas.

2-El Instituto Dra.Natalia Ribé aconseja un tratamiento de tres-cuatro pasos, según cada caso, para cuidar la piel después del verano. Explícanos un poco en qué consiste cada uno.

El primer paso es exfoliar la piel para eliminar las células más superficiales de la capa córnea, después de la exposición solar durante el verano. Para ello, aconsejamos la combinación de los peelings químicos para eliminar las células muertas de la piel, junto a una bio-revitalización/bio-estimulación que consiga estimular los fibroblastos, y en consecuencia obtener una piel más turgente e hidratada. Seguirá la terapia láser para homogeneizar la piel y valorar si hemos de rellenar y suavizar alguna/s arrugas que hayan podido aparecer o acentuarse.

El peeling químico es un tratamiento en el que se aplica una solución de activos químicos que van a permitir eliminar, de forma controlada, una capa determinada de la piel y así estimular la renovación celular. Es ideal para aquellas pieles que después del verano están fotoenvejecidas, hiperpigmentadas, rugosas, secas o apagadas. Se aplican diferentes productos médicos para realizar la exfoliación química más idónea en cada caso, que llegan a distintas profundidades cutáneas: sustancias cómo ácido glicólico, salicílico, tricloroacético, láctico, mandélico, pirúvico, kójico… Actualmente disponemos de una línea médica de peelings especialmente diseñados para la piel de la cara, contorno de ojos y labios, piel del escote y cuello y dorso de las manos. No hay que olvidar que la piel de dichas zonas es diferente y por eso adaptamos el peeling químico a la zona a tratar.

Las sesiones de los peelings varían de 2 a 4 sesiones que se pueden realizar cada 7-21 días y su precio oscila entre 100 y 150 euros, según el caso.

Una vez la piel está bien limpia y oxigenada recomiendo hacer una Bio-revitalización, con la que vamos a conseguir reestructurar e hidratar la dermis. Mediante infiltraciones subcutáneas, se inyectan componentes que estimulan los fibroblastos, precursores de nuestro propio colágeno. Así se consigue que la piel esté más hidratada. Las sustancias, que se inyectan mediante una aguja muy fina, son a base de ácido hialurónico, agarosa, vitaminas, minerales, ácidos nucleicos, aminoácidos, coenzimas, antioxidantes y ácidos grasos, entre otros.
Después propongo una Bio-estimulación con la que estimular y potenciar el efecto de la bio-revitalización, mediante la aplicación de puntos de acupuntura en forma de mesoterapia que va a conseguir una activación de la colagenosis.
El protocolo que se recomienda es realizar entre 3 y 4 sesiones con un margen de 15-20 días. El precio aproximado del tratamiento asciende a 175-250 euros por sesión, según el tipo y cantidad de producto utilizados.

Después hay que homogeneizar la piel con láser y para eliminar las lesiones pigmentadas, la Dra. Adriana Ribé utiliza un láser específico que las elimina en 1 sesión de 15 a 20 min. Si además queremos renovar la piel y activar la producción de colágeno y fibras elásticas, el láser fraccionado no ablativo, será la mejor opción. Son necesarias 4 sesiones, realizando una cada 15-30 días. Este láser renovará la capa externa de la piel borrando los efectos del sol (manchas, poro abierto, tono no uniforme) y creará una piel nueva: sin manchas, uniforme, luminosa y con las arrugas finas atenuadas.

Para casos de daño solar más severo la Dra. Adriana Ribé utilizará el láser fraccionado ablativo que en 1-2 sesiones producirá una capa externa nueva y luminosa, y en profundidad creará tensado mejorando así la flacidez. Este láser, en ocasiones, puede eliminar las lesiones preneoplásicas.

Precios:
– Diagnóstico y evaluación de lesiones cutáneas: 60 €
– Láser de rejuvenecimiento fraccionado no ablativo: 600 €/ sesión
– Láser de rejuvenecimiento fraccionado ablativo: 1 sesión desde 800 € a 1200 €

El último paso es rellenar esas nuevas arrugas que han surgido después del verano. Para ello utilizo un implante de última generación que se utiliza como un excelente relleno para las zonas más sensibles como las ojeras, las manos y las arrugas verticales del escote que se acentúan después de haber tomado el sol. También aplico la nueva toxina botulínica aparecida recientemente, Azzalure®, para relajar las arrugas de expresión con un efecto más rápido y más duradero.

3-Entendemos que cuidar la piel después del verano es esencial, pero ¿qué podemos hacer, además de utilizar cremas con protección solar, para cuidar la piel durante la temporada estival?

Aplicar cremas de hidratación que mantengan nuestra piel hidratada, no ir a tomar el sol en las horas más peligrosas, es decir, intentar tomar el sol antes de las 11 y después de las 18 horas y no más de dos horas seguidas. Aplicar el factor de protección solar adecuado a cada piel y repetir la aplicación cada dos horas (si el protector es resistente al agua, mucho mejor). También es recomendable utilizar un gorro y beber mucho líquido, así como, tomar antioxidantes orales que van a actuar frente los radicales libres y van a protegernos de los efectos nocivos del sol.

4- ¿Qué síntomas deben preocuparnos con respecto al estado de la salud de nuestra piel? ¿Qué maneras hay de detectar un posible problema?

El sol es imprescindible para la vida y tiene efectos muy positivos sobre el organismo. Sin embargo, una exposición excesiva sin la protección adecuada puede ocasionar daños en nuestra piel. Los efectos agudos de la exposición solar incluyen: eritema, inflamación, inmunosupresión, cambios de pigmentación e hiperplasia epidérmica. Los efectos crónicos de la radiación solar incluyen el fotoenvejecimiento y fotocarcinogénesis.

El principal daño dermatológico que puede padecer la piel son lesiones pigmentadas, o más conocidas como las manchas de la piel. Las que están relacionadas con la exposición solar son los léntigos solares. Éstas son lesiones benignas, pero también existen las lesiones pigmentadas más peligrosas, las malignas, dónde se conocen los nevus displásicos y los melanomas.
El sol también es el causante del envejecimiento de la piel.

La mejor forma para detectar si hay un problema es ir a un especialista que nos pueda realizar un diagnóstico de piel profundo y poder analizar si hay algún problema.

5-Los tratamientos de su clínica van de los 60 a los 1.200 euros ¿Qué consejos puedes dar para el cuidado de la piel después del verano en casa (de cara a aquellos que no se pueden permitir un tratamiento en la clínica)?

En primer lugar es básico hidratar la piel para conseguir una piel saludable y mantener el bronceado durante más tiempo. Se debe escoger distintos productos específicos para la cara y para el cuerpo. Es importante tener la rutina de hidratar la piel todo el año pero especialmente después del verano porque la piel tiende a resecarse más.

Por otro lado, aunque se haya acabado el verano, ¡no hay que abandonar el fotoprotector! Sobre todo aplicarlo siempre en las manos y en el escote, zonas que casi siempre están expuestas a los rayos ultraviolados del sol y son más susceptibles a la aparición de manchas.

También es importante seguir una buena dieta rica en agua, frutas y verduras ayudará a tener una piel más saludable y adquirir y mantener un mejor bronceado.
Por último, la toma de antioxidantes nos ayudará a neutralizar los radicales libres.

Autor: Carmen Lopez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Fatal error: Uncaught exception 'Exception' with message 'Cache directory not writable. Comet Cache needs this directory please: `/home/nosotras/www/nosotras_com/wp-content/cache/comet-cache/cache/https/www-nosotras-com/salud`. Set permissions to `755` or higher; `777` might be needed in some cases.' in /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-content/plugins/comet-cache/src/includes/traits/Ac/ObUtils.php:367 Stack trace: #0 [internal function]: WebSharks\CometCache\Classes\AdvancedCache->outputBufferCallbackHandler(' <!DOCTYPE...', 9) #1 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/functions.php(3780): ob_end_flush() #2 [internal function]: wp_ob_end_flush_all('') #3 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/class-wp-hook.php(286): call_user_func_array('wp_ob_end_flush...', Array) #4 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/class-wp-hook.php(310): WP_Hook->apply_filters('', Array) #5 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/plugin.php(453): WP_Hook->do_action(Array) #6 /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-includes/lo in /home/nosotras/www/nosotras_com/wp-content/plugins/comet-cache/src/includes/traits/Ac/ObUtils.php on line 367