Añade estas 5 bebidas quemagrasas a tu dieta

Si bien cuando de bajar de peso se trata, lo mejor opción es combinar una reducción de calorías ingeridas -a través de una dieta equilibrada y saludable- y más actividad física, nunca está de más probar con otras alternativas, a modo de complemento, como pueden ser las bebidas quemagrasas. Veamos cómo preparar algunas opciones saciantes que, además, ayudarán a eliminar toxinas y facilitarán la pérdida de esos kilos de más.

Zumos vegetales

Beber, antes de las comidas, un zumo de vegetales puede ser una buena idea para reducir el consumo de calorías y saciar el apetito. Las hortalizas aportan además nutrientes esenciales, fibras y más salud.

Puedes hacer las combinaciones que prefieras, pero, por lo general, se aconseja incluir espinacas o verduras de hoja verde, apio y zanahorias, por sus propiedades desintoxicantes y diuréticas.

zumos-verdes

También puedes considerar un zumo de verduras entre comidas, un excelente modo de evitar el “picoteo” a cualquier hora.

Agua y limón

De más está decir que el agua es vida y esencial para la vida. Pero si a ella le sumas zumo de limón, estarás elaborando una bebida natural ideal para desintoxicar el hígado y el organismo en general, al tiempo que te ayudará a metabolizar la grasa que se deposita en abdomen y cintura.

El agua ha de estar tibia y el limón, mejor si es orgánico. Este dúo aumenta la producción de enzimas digestivas, que queman grasas y propician un mejor funcionamiento hepático. Como extra, te ayudará a ir mejor al baño y limpiará el colon.

Necesitarás: una taza de agua tibia -250 ml- y el zumo de medio limón. Primero deberás entibiar el agua. Exprime el limón y añade el zumo a una taza, junto con el agua tibia. Mezcla bien y bebe en ayunas, en lo posible a diario, durante un mes.

agua limón

 

Agua de alcachofas

Si algo caracteriza a las alcachofas es su poder diurético. En este caso, además, ayudarán a depurar las grasas y a eliminar toxinas. Además de consumir directamente la verdura, el consejo es no desechar el líquido de su cocción y beberlo a modo de caldo.

Té blanco

De todos los tipos de té, el blanco se recomienda para bajar de peso -así como el té verde-. Es un potente quemagrasas natural, sobre todo para los cúmulos de la zona abdominal. Se recomienda consumir hasta tres tazas al día.

Otras infusiones aconsejadas para perder peso son: té verde y rojo, de cola de caballo, diente de león o laurel.

Zumo de arándanos

Estos pequeños frutos son muy benéficos y tienen cantidad de bondades: entre ellas, son fuente de enzimas digestivas que emulsionan los depósitos de grasa del sistema linfático, dicho de otro modo, se encargan de los desechos que el hígado no llega a procesar. Bebe una taza por día, preferentemente en el desayuno.

Recuerda: bebe un mínimo de dos litros de agua al día, para mantener al organismo funcionando y la hidratación adecuada. Además, escoge al menos una de estas bebidas para facilitar el descenso de peso y la eliminación de toxinas.

Imágenes: masquesalud.com

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *