Parejas tóxicas

En el mundo de las parejas, no todas son buenas. Y no necesariamente hablamos de las que llegarán a buen puerto.

Simplemente hablamos de aquellas que, aunque duren, no son positivas para las personas que las viven, ni para el entorno que forma parte de esa historia de amor. Realmente, cada vez encontramos más el concepto ‘tóxico’ relacionado con la vida en pareja. Porque aunque sea triste, muchas parejas viven rodeadas de cierta toxicidad por el ‘qué dirán’, por no saber cómo salir de una situación, por cuestiones de inercia…

 

 

Para todos aquellos que no saben si su pareja es o no tóxica, aquí una pequeña selección.

  • Las parejas que no se dejan su espacio. Cada persona es individual, es un ente aparte y tiene que poder hacer y deshacer lo que le apetezca, sin dañar a los demás. Si tu pareja de aprisiona y no te deja hacer nada que no tenga que ver con él, mucho cuidado.
  • Las parejas en las que priman los celos. Lo hemos dicho en multitud de ocasiones. Ese dicho de ‘si siente celos es que te quiere de verdad’, acompañado de esa gran mentira ‘quien bien te quiere, te hará llorar’, ha hecho mucho pero mucho daño. Quien bien te quiere te dejará libertad, no sentirá celos a lo tonto, y no te hará la vida imposible.
  • Las parejas que no comparten absolutamente nada. Con esto no queremos decir que no se pueda ser dos personas individuales con intereses diferentes, pero que por el bien de la pareja hay que compartir una pequeña parcela. Esas parejas que se ignoran, que no tienen ganas de pasar tiempo juntas, que no se respetan, pero que aún así no son capaces de soltarse, podrían estar viviendo una historia tóxica.
  • Las parejas que hablan mal el uno del otro. Nunca consientas que la persona con la que compartas tu vida te critique delante de los demás.

Imágenes: Pinterest

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *