MBFW Madrid: Agatha Ruiz de la Prada

Ágatha Ruiz de la Prada cerró la tercera jornada de la Mercedes Benz Fashion Week Madrid con una explosión de color y volúmenes. Las formas geométricas, corazones, estrellas, flores… fueron las grandes protagonistas y simbología fetiche de la diseñadora que en esta ocasión unió a bolas de navidad o espumillón.

Se podría decir que una de las diseñadoras más internacionales que tenemos sabe lo que llevar siempre sobre la pasarela madrieleña. Sus propuestas de otoño-invierno 2013-1014 van desde prendas imposibles de ver la luz a otras que pueden ser perfectamente vistas en la calle. El título de su colección es “Autochicas” un alegato a la valentía de la mujer independiente y moderna. Los tonos pastel fueron los protagonistas de la primera parte del desfile dejando paso a colores con más fuerza como rojos, naranjas o verdes pistacho. En cuanto al material utilizado en la colección, predominio del terciopelo que se presenta en diversas variantes (fruncido, liso, acolchado…), con presencia de la seda, el algodón o el lúrex en determinadas piezas.

Ágatha Ruiz de la Prada

Agatha lleva en el mundo de las pasarelas 30 años y en esta colección ha querido hacer un guiño a toda su trayectoria. Todas las modelos llevaban unos “buzos” con la parte frontal de la cara un corazón de tul que les permitía ver que en la diseñadora esas cosas, fuera de parecer algo siniestro, aportan una aire diferente y fresco a la pasarela. La Navidad estuvo presente en varios de sus looks con las bolas y espumillón como protagonistas y para finalizar, y realizando un guiño a la última propuesta de los desfiles, presento una novia al estilo Agatha Ruiz de la Prada.

Imágenes: Image.net

Autor: Emilio Garcia

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *