La Guerra de las Fashion Weeks

La polémica por el cambio de fechas de la Semana de la Moda de Milán llega a su fin. Finalmente, parece que es desde Nueva York que dan el brazo a torcer y aceptan, no sin un trato de cara al 2013, un cambio de días a favor de Milán.

Menudo mes de octubre que dio Mario Boselli (presidente de la Camera Nazionale della Moda Italiana) con el cambio de fechas de la Milan Fashion Week. La cosa viene de lejos, pues desde Londres y Milán las quejas sobre la falta de modelos, visibilidad y, sobretodo, pocos días de desfiles les enfrentaban directamente con Nueva York y París. El resultado fue el estallido de la guerra entre Fashion Weeks, con Milán como abanderada de la causa, cambiando sus fechas para septiembre de 2012, contra todo acuerdo.

La consecuencia de este cambio de fechas solapaba la pasarela italiana con Londres y Nueva York, un desastre en cuanto a la cobertura y los profesionales de las pasarelas. Ahí sí que ya nadie pudo apoyar a Boselli y el empeño de la pasarela de Milán de ir por libre. Por suerte, la presidenta de la CFDA, Diane Von Furstenberg, ha decidido tenderle la mano al italiano y zanjar así la polémica.

Von Furstenberg le propone a Boselli celebrar antes la Semana de la Moda de New York para evitar que se solapen las fechas, pero con la condición de llegar a un acuerdo del 2013 en adelante. Por el momento, no se sabe que dirá Mario Boselli ante el nuevo panorama, pero las intenciones de Diane Von Furstenberg no pueden ser mejores, afirmaba a The New York Times: “Tenemos que proteger la industria, ofrecer trabajo es la primera de las responsabilidades de todos hoy en día y es de eso de lo que debemos darnos cuenta.

Seguramente, otra de las consecuencias será que desde Londres también cedan en pos de Milán, y atrasen sus desfiles, así no habrá coincidencia de fechas. Esperemos que el director italiano atienda a razones y el próximo septiembre nadie se pierda ni un desfile.

Autor: Esther Gomez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *