Fiebre de lluvia ¡Botas de agua y cómo complementarlas!

Con el invierno, llegan las bajas temperaturas, el viento, los anticiclones y, cuando no hace suficiente frío para que de paso a la nieve, la lluvia. Estas últimas semanas ya hemos estado teniendo unas buenas dosis de ella, así que para que no os coja desprevenidas la próxima vez, nuestro equipo ha realizado una selección de las más divertidas botas de agua, así como de los calcetines más dulces para complementarlas.

¿Qué mejor que poder meter de lleno nuestras piernas en el más hondo de los charcos? Bienvenidas sean una temporada más las katiuskas (renacidas por el boom de Hunter) y adiós a esos descuidos que sólo terminan con las suelas de nuestros zapatos destrozadas y un par de calcetines sucios y totalmente inservibles.

Esta temporada no vamos a dudar cuando veamos las primeras gotas en el suelo… ¡y también cuando simplemente haga frío! Y es que lo bueno que tienen (y que no consiguen otros zapatos) es la enorme calidez que nos aportan a nuestras piernas.

Pero nada son botas si van solas. Por eso, si ya habéis pensado invertir dinero en un par de ellas, ¡no os olvidéis de complementarlas bien! Lo mejor para ello son los calcetines largos, decidáis o no llevarlos por encima de la bota.

Hay muchos y muy distintos (sí, hay calcetines para botas más allá de los ultravistos de Hunter) y por eso Nosotras hemos decidido hacer un recorrido por las marcas tradicionales y seleccionaros los más baratos y con más personalidad, para que empapéis vuestros pasos de estilo.

¿Preparadas? No os olvidéis de decirnos si habéis encontrado más calcetines cool, ¡porque los incluiremos en nuestra galería! ¡Esperamos que os gusten!

Imágenes: Hunter.

Autor: Carola Mayol

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *