¿Quieres estar en forma? Apúntate a nadar

Para quienes se están introduciendo en el mundo del ejercicio o aquellas que han sufrido una lesión, hay un deporte genial que te permite mantenerte activa con el menor impacto en tu cuerpo: la natación. En Nosotras te revelamos todos sus beneficios.

Nadar es uno de las actividades físicas más completas y saludables que puedes encontrar, trabajando de forma integral muchos músculos del cuerpo mientras ayuda a contrarrestar determinadas condiciones de salud. Si quieres disminuir tus dolores de espalda, mejorar tu postura y favorecer en general a tu columna entonces no esperes más, la solución la encontrarás dentro de una piscina. Además, las articulaciones trabajan volviéndose más flexibles mientras que los músculos de nuestras piernas y brazos se van tonificando mejorando notablemente la figura.

Como consecuencia del buen ejercicio cardiovascular, nuestro corazón recibe todos los beneficios de la natación, favoreciendo a quienes sufren de tensión arterial. La velocidad del flujo sanguíneo aumenta, por lo que si tienes problemas de circulación nadar es una gran opción para ti.

Quizá uno de los beneficios más conocidos de esta práctica sean sus efectos sobre nuestros pulmones, ampliando notablemente su capacidad y mejorando nuestra respiración, lo que a su vez hace que nuestro cerebro se oxigene mejor y permanezcamos más atentas y enérgicas en nuestro día a día.

Y si has sufrido alguna lesión, las actividades dentro de la piscina te permitirán volver a ganar fuerza en tus músculos, tendones y articulaciones con el mínimo impacto. La reducción del estrés, la capacidad de meditar y la liberación detensiones son otras de las ventajas de este deporte.

¿Necesitas más razones? Anímate y ¡a nadar se ha dicho!

Autor: Debora De Sa

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *