El ‘running’, ¿una moda sana?

El ‘running’ está de moda. Todo el mundo sale a correr para ponerse en forma, adelgazar, empezar la operación bikini… En este sentido podríamos decir que los gimnasios han quedado en un segundo plano. Pero ¿es una moda sana el ‘running’?

Es genial que cada vez haya menos personas sedentarias y que adoptemos estilos de vida más saludables que impliquen realizar cualquier tipo de ejercicio físico como por ejemplo correr. Sin embargo, como todo, debe hacerse de forma controlada y con cabeza.

El running, antes de convertirse en una moda urbana, lo practicaban los profesionales del deporte y algún que otro aficionado que sacrificaba su tiempo libre dando vueltas por los parques de las grandes ciudades. Sin embargo, actualmente, el running ha podido convertirse en la obsesión de muchas personas que lo practican a cualquier hora del día, incluso bajo un sol de justicia y con cualquier zapatilla deportiva.

Esta manera de practicar este ejercicio puede llegar a causar más problemas que beneficios para nuestro cuerpo. En este sentido, desde Nosotras.com creemos que es necesario replantearnos ciertas actitudes y precauciones en lo referente a esta nueva moda del running. De hecho, tanto es así que los profesionales sanitarios han comenzado a dar la voz de alarma. Una cosa es practicar cierto ejercicio y otra lanzarse a correr sin tener en cuenta las características físicas y de resistencia de cada uno.

Para practicar el running de forma saludable tan sólo  hace falta un poco de sentido común y aplicar los consejos que nos ofrece el quiropráctico y orientador en salud, Ata Pouramini:

  • Descartar el running en caso de padecer patologías cardiovasculares.
  • Comenzar poco a poco, correr lento para que los músculos y articulaciones se adapten.
  • Informaros sobre el calzado adecuado: las zapatillas de correr.
  • Utilizar un pulsómetro para mejorar el rendimiento y controlar las pulsaciones.
  • Seguir una dieta con un 60 o 70% de Hidratos de Carbono, un 15 o 20% de Proteínas y algo de grasa poliinsaturada.
  • Practicar el running para disfrutar y tener un equilibrio con el resto de actividades por lo que no obsesionarse con ello.
  • Hidratarse para evitar insolaciones y evitar salir a correr durante las horas centrales del verano. Lo ideal es salir a correr siempre a primera y última del día y, por supuesto, con agua.

Es cierto que el running tiene muchos beneficios para nuestro cuerpo pero si no lo realizamos de forma responsable puede provocar lesiones como tendinitis, sobrecargas musculares, contracturas… Así que no pongáis vuestro cuerpo en peligro.

Imágenes: Corbis

Autor: Anna Güell

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *