Renueva tu casa con Chalk Paint

¿Aburrida de la decoración de tu casa y harta de ver siempre los mismos muebles? Si llevas mucho tiempo viviendo en el mismo sitio, es normal que necesites un cambio, aunque puede que en este momento no te lo puedas permitir. Pues no te preocupes porque en Nosotras te vamos a dar una solución muy sencilla para darle un aire nuevo a tu hogar.

No se trata de entrar en reformas ni comprar piezas nuevas. Lo único que tienes que hacer es pintar de otro color lo que ya tienes en casa, y conseguirás transformar los ambientes. Y para ello, nada mejor que una pintura de la que igual ya has oído hablar, puesto que está de moda: la Chalk Paint.

Es una pintura desarrollada por Annie Sloan, quien lleva muchos años dedicándose a la restauración de muebles. Lo bueno que tiene este producto es que está pensado para principiantes, así que cualquiera puede utilizarlo sin miedo. Además tiene una base al agua y no contiene componentes tóxicos. Es una pintura que no necesita aplicar ningún tratamiento previo a las superficies. Ni decapantes, ni lijar, ni imprimaciones; basta con que la pieza a pintar se encuentre limpia, lo que puedes hacer con agua y jabón y luego secar.

Puede aplicarse sobre madera, vidrio, metal, plástico mate o cerámica. Y basta con un pincel o un rodillo. Para superficies grandes es recomendable el rodillo puesto que aplica la pintura de forma más uniforme, y para los detalles mejor un pincel. En unas horas está seca. Y para terminar el acabado, se aplica una cera con un paño, que la protege de arañazos.

Hay una gran variedad de colores, algunos vibrantes, pero la mayoría son colores pastel que le dan un aspecto empolvado a la pieza, lo que la hace ideal para crear muebles de aspecto romántico o vintage. Y pueden mezclarse entre sí o dar diferentes acabados para personalizarlos a tu gusto. Además en internet puedes encontrar tutoriales para guiarte.

De momento sólo se distribuye en unos pocos establecimientos en España, pero si no tienes uno cerca seguro que te la envían a casa. Así que anímate a probarla, seguro que te encanta el resultado, aunque tiene un pequeño problema: una vez empiezas, ¡querrás pintarlo todo!

Imagen: shadesofamber

Autor: Maria Urzay

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *