Ideas para decorar el recibidor

Una de las zonas de paso de nuestra casa es sin duda el recibidor. Por mucho que lo llamemos hall o como nos apetezca denominarlo, es cierto que puede ser simplemente este lugar para ir desde la puerta según entras a alguna de las habitaciones que tienen tu casa. Sin embargo, no por ser un sitio meramente de paso, o para dar lugar al pasillo tiene que estar descuidado ni mucho menos. Teniendo en cuenta que es lo último que ves antes de salir a la calle, que puede que te fijes menos por las prisas de tener que ir a trabajar, o quedar con alguien, puede que no nos llame la atención decorarlo con esmero. Pero piensa que es lo primero que ves nada más llegar a casa tras un día de trote,  y es agradable encontrarse con un espacio armónico nada más entrar. Por ello, te damos una serie de pautas para que su diseño sea de lo más especial:

– Si tienes una estantería, una balda o un pequeño mueble que puedas poner junto a la entrada, no debes recargarla en exceso. Un recipiente para las llaves acompañado de un jabón o pétalos con un aroma especial, un marco de fotos para una imagen que adores, y algún recuerdo de un viaje serán suficientes.

– ¿Cuáles deben ser los colores predominantes? Apuesta por los tonos pastel, o por el color comodín y a la vez tonalidad estrella: el blanco. En cualquiera de sus versiones: blanco roto, marfil, champán… Este tipo de colores te ayudarán a crear una armonía clave de este lugar único para que te sientas efectivamente como en casa.

– Una planta o una flor a la que tengas cariño también puede formar parte de este entramado y sin duda dar lugar a un sitio en el que quieras estar cuando entres. ¡Y no olvides el espejo!

Imagen: Estilo y Decoración

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *