Decoración: Claves del estilo rústico

Son muchas las cosas que nos enamoran del estilo rústico: el ambiente de
las casas antiguas, los pequeños detalles… Con unos consejos podemos llevar
este estilo a la decoración de nuestra casa.

Paredes y suelos

En las paredes podemos recrear el encanto de los muros gruesos de piedra.
Existen placas y azulejos que simulan piedra natural o ladrillo visto. De
muchos tonos y texturas, son muy fáciles de colocar y crean el efecto perfecto.
Una buena opción es usarlas en una sola pared y para el resto utilizar tonos
piedra, azules o verdes intensos que combinan a la perfección con este estilo.

En los suelos, la decoración por excelencia es el barro cocido o gres que
lo imita, con la ventaja para éste último que se mancha menos. Otra buena idea
para los suelos es usar madera con barniz envejecido que encaja con el estilo
rústico que estamos buscando.

Cocinas

Podemos elegir entre armarios pintados en blanco o de madera natural. Otra
opción es una cocina de obra, aunque sea más costosa y difícil de instalar. Se
pueden alicatar incluso los muebles de obra con baldosas pequeñas o que imiten
el ladrillo visto.

Pequeños detalles decorativos: cortinas de tela rústica, tiradores
esmaltados o de hierro forjado.

Con respecto a los electrodomésticos, podemos encontrar modelos de
inspiración retro, blanco y de formas redondeadas, en la gran mayoría de
marcas.

Salones y comedores

Madera y colores naturales serán los protagonistas de estas estancias.
Sofás en tonos tierra con cojines estampados con pequeñas flores, una gran mesa
de madera natural, bancos corridos…

Si nos da el presupuesto y el espacio no podemos olvidar el mueble por
excelencia de este estilo: la alacena, mueble que se utilizaba para almacenar
la vajilla y la cristalería y que ahora puede adaptar la misma u otras
funciones de almacenamiento o decoración.

Dormitorios

En un dormitorio de estilo rústico será una excelente idea darle el
protagonismo a un cabecero de cama de hierro forjado, bien en el tradicional
tono oscuro o pintado en blanco.

Una idea apetecible es usar mesillas diferentes o utilizar un baúl antiguo
al pie de la cama.

Las telas más utilizadas: cuadros estilo vichy, pequeñas flores y hojas o
colores suaves y naturales.

Ajeno a las modas, el estilo rústico es una apuesta segura en decoración.

Autor: Gloria Jimenez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *