Consejos para decorar tu baño

El baño suele ser una
de las habitaciones más pequeñas de la casa y, a menudo, la más olvidada en
cuanto a decoración. Con unas cuantas ideas podemos hacer que esa habitación
refleje nuestra personalidad y nos sea más cómoda a la hora de usarla.

Si tenemos un cuarto de
baño algo más grande de lo habitual
podemos escoger algún color llamativo como
el rojo o el naranja sin temor a que haga parecer más pequeña la habitación.

Si lo que buscamos es
un ambiente relajante o tenemos un
cuarto pequeño
, la mejor opción son los colores claros como azul o verde, sobre
todo para la pared. Sin olvidarnos del eterno blanco, que da luminosidad si
tenemos poca luz y ayuda a que la decoración no parezca demasiado recargada. Una
alternativa al blanco en el baño puede ser el beige.

La
iluminación, una de las partes más importantes en decoración

Teniendo en cuenta que
el cuarto de baño es el lugar donde nos solemos maquillar, la iluminación será
una de las cuestiones a tener más en cuenta a la hora de decorarlo. La mayoría
de nuestros baños no tienen grandes ventanas o incluso no cuentan con luz
natural, lo que hace de la luz artificial un elemento imprescindible. La mejor
opción es instalar luces blancas en el techo y en lugares determinados, como
cerca del espejo.

Los accesorios no solo
son necesarios en un baño, también muestran nuestro gusto y estilo. Si las paredes del baño
son claras, la mejor opción son los accesorios llamativos.

Hay que tratar de
elegir colores de la misma gama si el baño es pequeño, para que no parezca
recargado el ambiente. Para baños más grandes se pueden escoger dos o tres
colores que combinen o contrasten entre sí. Si las paredes son llamativas,
podemos decantarnos por dos opciones. Por un lado, usar otro color llamativo
(solo uno, para no recargar el ambiente) y por otro, buscar accesorios de
colores neutros como blanco o gris.

Hay multitud de
accesorios que podemos usar en el baño, usa tu creatividad. Cuadros pequeños,
toallas con decoraciones, cortinas de baño que destaquen por su diseño. También
cabe la opción de usar plantas de interior (que no necesiten luz natural) para
darle otro toque a nuestra estancia.

Aunque prestemos poca
atención a la decoración del baño, es fácil adaptarla a nuestro estilo con
pocas directrices para que, a la vez, sea útil para nuestras necesidades.

Autor: Gloria Jimenez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *