Tradiciones y supersticiones en las bodas

En torno a una boda surgen muchas costumbres, y muchos términos que se repiten en una y otra a pesar de que pasen los años. Ya sea por tradición familiar, por superstición o simplemente porque es algo que se hace desde hace generaciones, hay una serie de aspectos que siempre están presentes alrededor de un sí quiero. He aquí las partes más reconocibles a la hora de preparar una boda:

  • La novia es quien más tradiciones debe guardar, e incorporar a su atuendo los distintos aspectos: algo nuevo, algo viejo, algo prestado y algo azul.
  • Lanzar el ramo –últimamente, se reparte entre las mujeres más allegadas a la novia, o se da a alguien especial- también es una tradición de generaciones.
  • El padre de la novia es quien la acompaña al altar, y la madre del novio quien espera junto a él.
  • A los novios se les tira arroz a la salida de la Iglesia o juzgado en cuestión.
  • Ambos no pueden verse hasta el momento del sí quiero. De hecho, se supone que si el novio ve el traje de la novia, da mala suerte en el matrimonio.
  • Siempre se ha dicho que las perlas son las lágrimas de la futura esposa, por lo que no muchas las llevan en el enlace.
  • Sin embargo, también se puede sacar el lado positivo de un momento agridulce. Tranquila si llueve en tu boda, porque novia mojada, novia afortunada. 

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *