Unstress: El tratamiento más natural para regenerar la piel del rostro

Cuando decimos que la piel sufre estrés estamos hablando de que está sometida a cambios bruscos e inesperados, que modifican su estado de manera significativa. El propio término explica lo que padece la epidermis ante los factores propios del verano, en este caso: tensión, fatiga y agotamiento.

Durante varios meses la estamos sometiendo a nuevos productos. Sobre todo y muy importante, los fotoprotectores, que a pesar del avance que se ha vivido en este campo, siguen teniendo componentes que aportan grasa y otros compuestos químicos.

Se desequilibra el PH de la piel, es decir, el potencial de hidrógeno, que tiene que ver con el llamado manto ácido. Cuando esta capa – que ocupa el espacio entre la dermis más profunda y la epidermis más superficial – pierde acidez, se rompe una barrera que deja pasar bacterias y que favorece la sequedad e irritación. También afectan el viento, el contacto con la arena de la playa y en especial los rayos solares.

unstress

La recomendación habitual es que al regreso de las vacaciones exfolies e hidrates en profundidad toda la piel del cuerpo, pero en especial la del rostro, que nunca descansa de la exposición a los agentes externos.

Mi propuesta es Unstress, un tratamiento diseñado desde los principios y compuestos naturales que restauran el mencionado manto ácido, para impedir la acción de esos factores que envejecen y facilitan los accesos de acné, prurito y otro tipo de pequeñas lesiones faciales.

Una vez más tenemos que hablar en este caso de la acción contra los radicales libres, que debilitan nuestro sistema inmunológico y destruyen fibras de colágeno y elastina . Se vuelve así insuficiente la función correctora de nuestras células, y queda indefensa ante diferentes trastornos dermatológicos. Este tratamiento reduce irritaciones, alivia, calma y protege, pero, a la vez, restaura, alisa y reafirma, por lo que también se considera importante su función antiarrugas.

Estos son sus principios activos:

  • Quintescine, péptido antioxidante que mejora la defensa inmunológica de la célula.
  • Alga Venuceana, refuerza la barrera cutánea, mejora la humedad así como la adhesión de las células córneas, vigorizando la defensa física y bioquímica natural.
  • Collaxyl, péptido encargado en la reconstrucción del colágeno dérmico y la conexión entre dermis-epidermis, mejorando la elasticidad y la flexibilidad.
  • Hialuronato de sodio, preserva la pérdida de líquidos en los tejidos
  • Omega 3 y 6, actúan contra los procesos destructivos y regeneración de la piel.
  • Pycnogenos, calcio, selenio, estabilizadores de colágeno que previenen las inflamaciones y envejecimiento prematuro.
  • Extracto de plumeria, flor exótica de Tailandia, anti-irritante, alivia la sensibilidad y reduce el enrojecimiento.
  • Lactobacilo pro-biotico, diluye los organismos patógenos productores de enfermedades en nuestra piel.

piel

La sesión en cabina consta de los siguientes pasos y tiene una duración aproximada de y una hora y cuarto.

  • Paso 1: Limpiar suavemente con Gentle Cleansing Milk rica en saponaria, caléndula y alantoina.
  • Paso 2: Tonificar con Revitalizing Toner, estabilizando y estimulando la regeneración celular.
  • Paso 3: Exfoliar sin causar irritación con Pro-Biotic Peel, peeling enzimático rico en lactobacilos, aumentando las defensas inmunológicas.
  • Paso 4: Empapar unas gasas en Frangipani Concentrate, y dejar actuar sobre el peeling anterior durante 5 o 7 minutos, creando una barrera protectora ante contaminantes ambientales, radicales libres y bacterias perjudiciales.
  • Paso 5: Masajear suavemente con Serenity Serum, en movimientos ascendentes mejorando las defensas del ADN, preservando el nivel de hidratación y vigorizando las defensas naturales de nuestra piel.
  • Paso 6: Masajear más profundamente con Relaxing Massage Cream, añadiendo unas gotas del complejo multivitamínico, regulan la deshidratación de la piel.
  • Paso 7: Mascarilla Clarifying Mask, durante 10 minutos, concentrada en agentes antioxidantes, ayuda a crear el factor de hidratación natural o NMF.
  • Paso 8: Mascarilla Optimal Hydration Mask, rica en Omega 3, mejora la flexibilidad y capa córnea de la piel.
  • Paso 9: Crema final, Pro-Biotic Moisturizer, para completar el tratamiento y aportar una hidratación intensa y duradera.

Son necesarias entre 6 y 10 sesiones con un intervalo de separación de diez días.

Moisés€ALTA

Moisés Martín Anaya es cirujano plástico y estético. Licenciado y Doctor Cum Laude por la Universidad de Salamanca, dirige la Clínica Moisés Martín Anaya y ejerce como especialista en el Hospital Virgen de la Paloma, en Madrid.

Imágenes: Pinterest

 

Autor: Moisés Martín Anaya

mranya!7845

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *