Maquillaje corrector e iluminador ¡Pasos para conseguir más belleza!

Cuando hablamos de utilizar el corrector o el iluminador, la mayoría de Nosotras afirma emplearlo sólo para borrar y esconder pequeñas manchas, granitos o atenuar las ojeras. Sin embargo, estos dos cosméticos nos ofrecen una gran cantidad de posibilidades para favorecer nuestro look y conseguir una apariencia más fresca y natural. A continuación te descubrimos cómo sacarle el máximo partido a tu corrector y a tu iluminador.

Estos productos se convierten en un auténtico imprescindible en nuestro kit de belleza. Por eso te vamos a mostrar todo un mundo de nuevos usos y aplicaciones que te ofrecen. ¡Atenta!

Corrector

Para que nuestro corrector penetre bien en el rostro, la clave está en poner muy poca cantidad y masajear el producto hasta difuminarlo bien, quedando una fina película imperceptible. Podemos aplicarlo con las yemas de los dedos a través de ligeras presiones para conseguir un efecto más natural, o bien, empleando una esponjita.

¿Dónde aplicarlo?

  • En el contorno de ojos: fúndelo bien con la piel para ocultar las ojeras y manchas.
  • Zona de la aleta nasal: corrige las desviaciones y borra los signos de fatiga unificando el tono.

Si tu piel es mixta o grasa puedes aplicarte el corrector directamente sobre tu cutis; si por el contrario, tu piel tiende a la sequedad, es aconsejable que te apliques antes tu crema hidratante diaria.

Iluminador

A la hora de comprarte un iluminador, escoge uno que sea un tono más claro que tu piel. Desde Nosotras te recomendamos la gama de Astor, Skin Match Concealer: gracias a su cepillo integrado, la aplicación en tu piel se hace más fácil, y sobre todo, más precisa. Además, su fórmula contiene partículas de polvo de perlas preciosas, indispensables para ayudarte a borrar cualquier imperfección del rostro, como rojeces, manchas o rasgos cansados.

¿Dónde aplicarlo?

  • Bajo el ojo: te ayudará a aportar más luz al ojo.
  • Zona media del rostro: por encima de la nariz y las cejas, para lograr frescura y luminosidad.
  • En los párpados: aplícalo en la zona superior del párpado para aclararlo. De esta forma, conseguirás disimular el efecto de ojos hundidos por el cansancio.
  • Perfil de los labios: lograrás más volumen en tu boca perfilando el labio superior e inferior. De esta manera, obtendrás un efecto nude en tu look.

Utilizando el iluminador de esta forma y aplicado encima de tu base de maquillaje conseguirás lucir un aspecto fresco y natural. Con el corrector y el iluminador ir maquillada sin parecerlo ya es posible.

Imagen: Astor.

Autor: Carmen Martinez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *