Tratamiento natural para unas manos más suaves y jóvenes

La piel de las manos es delicada y está continuamente expuesta al aire y a las agresiones del ambiente, por lo que tiende a resecarse y a debilitarse más. Por ello, es importante cuidarlas y nutrirlas, a diario. En esta ocasión, te contamos cómo preparar una fórmula casera, 100% natural para hidratar, nutrir y rejuvenecer la piel de las manos.

Se trata de un tratamiento natural compuesto por cera de abejas, manteca de mango, aceite de coco y esencia de zanahoria que dará un plus de nutrientes y vida a tus manos, para que luzcan más sanas y bellas.

¿Qué necesitas? 

  • Cuatro cucharadas de cera de abejas (60 gramos).
  • Dos cucharadas de manteca de mango (24 gramos).
  • Ocho cucharadas de aceite de coco (120 gramos).
  • Diez gotas de esencia de zanahoria.
  • Un frasco de vidrio hermético.

cera

Cómo hacer tu propio tratamiento casero de manos

  • Coloca la cera de abejas en una olla y lleva a derretir a baño María.
  • Añade la manteca de mango, revuelve con un utensilio de silicona hasta que veas se ha integrado bien.
  • Incorpora el aceite de coco y las gotas de esencia de zanahoria. Sigue removiendo para integrar todos los ingredientes.
  • Deja reposar un par de minutos y, antes de que se solidifique, vierte en un frasco de vidrio con tapa hermética.
  • Una vez adquiera la consistencia cremosa adecuada, ya podrás comenzar a utilizar: se aconseja aplicar dos veces al día, por la mañana y por la noche, antes de ir a dormir.

La cera de abejas orgánica es un producto que nutrirá, suavizará y humectará la piel de las manos. Además, gracias a sus propiedades emolientes y antiinflamatorias reducirá las células muertas y las callosidades. La manteca de mango, por su parte, aporta sustancias grasas, antioxidantes y vitaminas que reducirán la oxidación celular y mejorarán el aspecto de la piel, tornándola más jovial y resistente.

El aceite de coco es recomendado para el cuidado de la piel gracias a sus ácidos grasos de cadena media y vitamina E, con propiedades emolientes y antibacterianas de gran valor. Finalmente, la esencia de zanahoria suma beta carotenos, que mejoran el tono natural de la piel y previenen el daño celular.

Imágenes: vitalitespa.com

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *