Noches de verano ¡Tu maquillaje aliado!

Si hay un momento perfecto para lucirse de noche, ése es el verano. Cuando se va el sol, la gama de los tonos tierra y dorado bañarán tu mirada para que brilles como nunca. A continuación te mostramos un maquillaje favorecedor para todos los tipos de piel y que te encantará por su elegancia y naturalidad. ¿Empezamos?

Piel bronceada

En verano, el sol ya ha dorado nuestra piel, por lo que no es necesario cargarla de productos. Basta con que apliques unos polvos bronceadores en los laterales de la frente, debajo del hueso del pómulo y por debajo de la mandíbula, en la zona de la papada.

Si tienes alguna imperfección que cubrir, o bien, quieres unificar tu tono, prueba una base de maquillaje de larga duración que te ayude a resistir las altas temperaturas, el calor y los posibles roces. Desde Nosotras te recomendamos Super Stay 24 horas de Maybelline: mantendrá tu piel sin brillos durante todo el día.

Un toque de iluminador-corrector debajo de los ojos, en el entrecejo y en la barbilla iluminará perfectamente el rostro. Aplícalo con la ayuda de los dedos para conseguir que se funda completamente con tu piel.

Mirada radiante

La gama de los tonos tierra y dorado encajan perfectamente con las pieles más bronceadas. Para empezar, aplica una sombra color tierra por todo el párpado móvil, subiendo incluso por el pliegue que separa los párpados, creando una forma de elipse que seguidamente difuminarás con la ayuda de un pincel ancho.

A continuación, profundiza tu mirada aplicando una sombra más oscura que la anterior en la terminación del ojo y bordeando la línea de pestañas inferiores y superiores. Con una sombra dorada aplicada sobre todo el párpado, crearás un sutil velo de luz sobre el conjunto.

Termina la aplicación de sombras, utilizando un tono beige en la zona del lagrimal y el arco ciliar para añadir un toque extra de luz. Intensifica la fuerza de tus ojos, trazando una fina línea a ras de pestañas superiores e inferiores con un lápiz khöl negro. No olvides utilizar una máscara de pestañas para aumentar la longitud y grosor de éstas.

Completa tu maquillaje

Para las mejillas, un ligero toque de blush en tonos melocotón será suficiente para poner en relieve tus pómulos. No es necesario que lo apliques en el centro de la mejilla, ya que el efecto buena cara te lo da el sol. Basta con que sigas el contorno marcado anteriormente con los polvos bronceadores.

Para terminar un tono nude unido a un toque de gloss transparente en el centro de tus labios completará el look más buscado de este verano. ¿Te animas a ponerlo ya en práctica?

Imágenes: Maybelline.

Autor: Carmen Martinez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *