Maneras de sacar partido a tus pómulos

Si hay algo que nos encanta en cuestiones de maquillaje es sacar partido a nuestros pómulos.

Son capaces de enmarcar el make up para que quede completamente adaptado a nuestro rostro.

Por eso, en este caso hablamos de cómo sacar partido a los pómulos fácilmente en cuestiones de maquillaje. Necesitaremos tener a mano productos como el colorete o iluminador y saber cómo poner en marcha técnicas como baking o contouring.

 

 

  • Contouring. Es una buena manera de sacar partido a los pómulos en cuestiones de belleza. El contouring juega con las texturas y, sobre todo, con los colores. Esta técnica es capaz de hacer que nuestro rostro se vea mucho más estrecho y que los verdaderos protagonistas sean los pómulos. De este modo, quedarán libres y muy destacados para poder aplicar el resto de productos, como iluminador o blush.
  • Iluminador. Es un producto que hay que disfrutar, al que no hay que tener miedo. Esto quiere decir que podemos sacarle mucho, pero que mucho partido al highlighter en cuestiones de maquillaje para los pómulos. Podemos utilizar uno, simplemente para iluminar la zona, la parte alta de las mejillas o, mejor aún, combinar varios para que la mejilla quede mucho más voluminosa. Aplica uno de ellos con la brocha y el otro con ayuda de las yemas de los dedos.
  • Baking. Es otra de las técnicas más utilizadas en cuestiones de maquillaje para poder maquillar los pómulos de manera profesional. Lo que debes hacer es aplicar el producto justo en la zona baja de la cara, para que las mejillas queden marcadas, como haríamos con el contouring.
  • Colorete, mucho blush. Es sin duda el producto estrella si hablamos del maquillaje para los pómulos, la manera más estándar de maquillar una mejilla es con un buen colorete. Sonríe y maquilla la parte que sobresale.

Imágenes: Pinterest 

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *