El ronze, la nueva tendencia otoñal en coloración

Ni rojo ni castaño, el ronze es el tono de moda este otoño.

Casi como el cobrizo propio de la naturaleza en esta época del año, este tono es tendencia. Te contamos más sobre este color particular que combina el pelirrojo con el castaño logrando un cobrizo brillante y luminoso.

Además, el ronze es una buena alternativa a la hora de revitalizar el cabello. Si tienes el cabello deslucido y oxidado, propio del verano y sus daños, este tono puede venirte muy bien.

Los tonos ronze son una fusión entre el rojo y el castaño, que lucen con efecto de balayage. De este modo, se logra una cabellera muy particular y vibrante, que no pasará desapercibida.

 

 

Para lograr el color, se trabaja con tinte, en un trabajo de coloración que se puede lograr de dos maneras: cubriendo el cabello de forma global o bien en forma de mechas balayage. Esta opción en color está indicada para una amplia gama de mujeres, aunque para lograr un resultado natural habrá que tener en cuenta la base natural del cabello y el tono de la piel.

 

Tomando como base estas premisas, el colorista buscará un tono ronze más intenso o más suave, pero siempre con el punto rojizo justo.

Si se toma en consideración la piel, el ronze favorecerá a los cutis más claros, y más si los ojos son verdes, miel o avellana. Lo ideal será tener el cabello de base castaña.

Ya para mujeres con cabello más oscuro que el castaño y para pieles más morenas, entonces la solución puede ser un ronze intenso y fuerte con matices azulados. De esta forma, el color más rojizo será el que se destaque, aunque respetando los matices del color marrón más oscuro.

Ahora bien, si la piel piel es de un tono medio y el color del cabello, castaño, entonces se podrá optar por un tono similar pero que no sea demasiado claro. Conviene decantarse en este caso por los reflejos dorados o cobre.

Por último, si la piel es bien clara, entonces lo mejor será optar por la versión que tenga más brillo. Apostar por los colores claros o por uno algo más oscuro, pero que siempre dé luz. En este caso, también se recomienda acentuar los matices.

Antes de decidirte por el ronze, ten presente que se trata de coloraciones que requieren de un proceso de mantenimiento para poder lucir el tono radiante el mayor tiempo posible.

Por ello, los expertos aconsejan utilizar un champú libre de sulfatos específico para el color y una vez por semana aplicar una mascarilla con pigmentos rojizos, para mantener el brillo.

¿Te animas a un cambio de look?

Imágenes: Pinterest

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *