Cómo conseguir un bronceado uniforme y duradero este verano

Seguro que has ido unas cuantas veces a tomar el sol, una de las actividades favoritas en verano pero, ¿cómo conseguir un bronceado uniforme y duradero? En esta ocasión, te contamos algunas claves para lograrlo.

Ineludible: el protector solar

La premisa para disfrutar del sol y evitar sus efectos negativos – manchas, quemaduras, fotoenvejecimiento o incluso cáncer de piel- es el uso adecuado de protector solar, ya que ayuda a filtrar las radiaciones ultravioletas A y B, perjudiciales para la piel. Además, es esencial para conseguir un bronceado progresivo y duradero.

Los especialistas aconsejan usar, al menos, factor de protección solar 30, o más, y aplicar media hora antes de salir de casa e ir repitiendo luego la aplicación cada dos horas. Si se concurre a la playa o piscina, habrá que observar que el protector que se emplee sea resistente al agua, para asegurarse una correcta protección.

bronceado2

Dile “sí” a los nutricosméticos

Para proteger la piel antes de la exposición solar, se aconseja el uso de nutricosméticos con componentes que activen naturalmente las defensas innatas al sol y que contengan, además, vitaminas C, E, D y antioxidantes.

Busca buenos complementos

Además de las gafas para el sol, gorro o sombrero, podrás recurrir incluso a pareos o hasta a camisetas con factor de protección incorporado, una de las últimas tendencias del mercado.

Respeta el horario más adecuado

Para evitar complicaciones, habrá que exponerse al sol durante el horario menos nocivo: esto es, antes de las 11 de la mañana y después de las 16 horas, e ir haciéndolo de forma gradual. La peor hora para tomar sol es entre las 12 y las 15.

bronceado3

Cuidados post solar

Será esencial mantener la piel hidratada y devolverle su estado natural tras la exposición al sol. En este sentido, básico será aplicar una buena crema hidratante, mejor si está enriquecida con aloe vera, de forma tal que hidrate, repara y ayude a mantener el bronceado por más tiempo.

Se recomienda asimismo exfoliar la piel una vez a la semana, mientras se está en la ducha, para ayudar a eliminar las células muertas y conseguir una piel más sana y bellamente bronceada.

Imágenes: salud180.com, primerafila.com.ar

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *