Agua de mar: propiedades y beneficios para la piel

Una de las ventajas de esta época del año es que el agua de mar está más en contacto con nuestra piel. Y es que son muchos los beneficios que aporta el agua de mar en el aspecto del rostro, y de la piel de nuestro en general. Si queréis lucir una piel radiante, iluminada y con un aspecto saludable, apuntad las propiedades del agua de mar para la piel. Este verano, no te olvides de remojarte en agua marina para presumir de una piel con un aspecto más sano.

Si sois de las que tenéis escamaciones, excemas y otras antiestéticas marcas en la piel del rostro, debéis saber que el agua de mar ayuda a eliminarlas o a reducir su presencia en la piel. Sus propiedades curativas han sido alabadas durante siglos. Y es que no hay remedio más natural para curar un rasguño o corte leve que remojarnos con agua marina. Su alta concentración mineral acelera el proceso de regeneración de la piel, ayudando a curar las heridas de forma más rápida que por otros métodos. Es el conocido proceso de osmosis, que se caracteriza por activar el proceso de curación de las heridas gracias a las propiedades del agua del mar.

pielAdemás de curar heridas, también tiene otras propiedades. Nutre la piel, le devuelve la elasticidad de antes y hace que luzca más brillante. La piel estará más fina, presentará un aspecto más sano y eso lo notarán los demás. La circulación sanguínea también mejorará, y eso se verá reflectado en el aspecto de nuestra piel. Además, la sal concentrada en el agua de mar actúa como exfoliante, eliminando las impurezas. Una forma natural de limpiar la piel, devolverle la elasticidad de antes y que presente un aspecto más joven.

pielLas personas que sufren de ansiedad y estrés también deberían darse un buen baño en el mar. Y es que además de purificar la piel, ayuda a que libera toxinas producidas a raíz del estrés y el cansancio de nuestra rutina diaria. Y es que la piel es el reflejo de nuestra salud.

¿A qué esperas para darte un baño en el mar? Tu piel te lo agradecerá. 

Imágenes: buscounchollo, pinterest, otra medicina

Autor: Liz Claverí

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *