5 trucos para lucir unas piernas increíbles este verano

Faltas cortas, shorts, vestidos, bañadores… llega el ansiado cambio de armario y es momento de lucir piernas. Como todo en nuestro cuerpo, las piernas también requieren su especial “puesta a punto”. Los meses de invierno dejan huella y hay que ponerse manos a la hora.

A continuación os ofrecemos unos sencillos consejos para disfrutar de unas piernas esbeltas y atractivas. Y no hace falta gastarse mucho dinero; tan solo hay que reservar un pequeño presupuesto y poner algo de empeño.

Depilación

La primera medida para lucir unas piernas bonitas es deshacerse del bello. Podemos acudir a procedimientos tradicionales, pero si queremos eliminar por completo el problema y de forma definitiva, lo más aconsejable es decantarse por la depilación láser.

Este método de depilación es mucho más asequible de lo que imaginamos. En la clínica Dermasana, especialista en la depilación láser en Madrid, ofrecen tratamientos profesionales a precios competitivos. Tanto si optas por unas medias piernas como si necesitas una depilación láser de piernas completas, esta tecnología es la más indicada. En pocas sesiones los resultados afloran y conseguirás una piel tersa y libre de bello.

Exfoliación

Las piernas son una de las zonas del cuerpo donde más se manifiesta una piel seca. La parte inferior sobre todo suele presentar una apariencia escamada y áspera al tacto. Lo mismo ocurre con la zona de los talones y para solucionarlo, lo primero es exfoliar.

Un guante de crin o una crema exfoliante serán de gran utilidad para eliminar esas células epiteliales muertas. Además, ejercerá un efecto tonificador y activará el riego sanguíneo.

 

 

Hidratación

Tras la eliminación de la piel seca, será necesario hidratar. La aplicación de aceites o cremas hidratantes ayudará a que la piel se restablezca y adquiera la tersura deseada. Para que los efectos se mantengan, es conveniente hidratar a diario, sobre todo después del baño.

Si frecuentamos piscinas o pensamos bañarnos en el mar, todavía es más importante conservar el hábito. Tanto el cloro como la sal resecan mucho la piel y lo mismo sucede con el sol. Restablecer el equilibrio hídrico de la piel es también muy importante en las mujeres maduras, que empiezan a perder elasticidad como consecuencia de la menopausia.

Protección solar

Si empezamos a tomar baños de sol, no debemos olvidar proteger nuestras piernas con crema solar. Muchas personas centran su atención en rostro, torso y espalda, pero descuidan las piernas. Las extremidades inferiores también precisan protección, tanto en los muslos como en la parte inferior. Una zona especialmente vulnerable es la parte de la espinilla; es donde se concentran los rayos de sol cuando nos estiramos boca arriba con las rodillas dobladas o cuando nos sentamos a leer.

Ejercicio

Y no podemos acabar nuestro repaso al cuidado de las piernas sin hablar del ejercicio físico. La mejor manera de mantener unas extremidades esbeltas y bien modeladas es salir a caminar cada día, al menos media hora y si nos animamos a ir en bicicleta, todavía mejor. Y para redondear un look atractivo, un truco infalible: un calzado con un poco de tacón y luciremos unas pantorrillas de cine.

Imágenes: Pixabay

Autor: Alba Gatell

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *