Trucos para no perder los nervios en el parto

Si hay algo que a todas las mujeres que están esperando un bebé les preocupa sobremanera, es el momento en el que el bebé está a punto de llegar al mundo. Para cualquier madre primeriza, el momento del parto es algo emocionante, puesto que van a conocer a su hijo en apenas unas horas, pero también es algo en el que el agobio, el estrés, los nervios y el dolor todo lo cubren. Para conseguir controlarnos y que no sea un momento en absoluto desagradable, debemos tener claro que el control mental previo es fundamental para conseguir salir victoriosas.

El embarazo es un proceso largo, nueve meses son suficientes y en ocasiones, demasiados desde el punto de vista de la paciencia, para que lo tengamos todo bajo control. No se trata de que nos obsesionemos con el alumbramiento, pero sí que conforme vayan avanzando los meses y ya nos encontremos en la recta final, seamos conscientes de lo que se avecina para afrontarlo de la mejor manera posible. Es decir, además de seguir los consejos de profesionales, como por ejemplo, los que nos hayan dado a nivel físico en los cursillos de preparación al parto, también hemos de tener en cuenta todo lo que se refiere a la mente.

La relajación y el control mental son fundamentales para todo lo que se refiere a la vida, ya que si todo lo que tiene que ver con nuestro día a día lo pensamos desde un punto de vista positivo y controlado, fluirá mucho mejor. Así tenemos que plantearnos el momento de dar a luz. Las semanas previas túmbate boca arriba en la cama, y visualiza cómo sera ese momento en el que vas a ver a tu hijo por primera vez. Los cambios físicos serán inevitables, pero pensar en lo positivo, y ver en tu cabeza cómo todo va de maravilla y sale fenomenal te ayudará a que realmente todo vaya como la seda.

Imagen: Club a salvo

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *