«La lista del bebé», de Esther Escapa ¡Cómo ser una mamá primeriza sin morir en el intento!

Tremendamente ilusionadas y felices por la buena noticia. El estado de buena esperanza augura que, pronto, tendrás a tu retoñito entre tus brazos; y que, dentro de muy poco tiempo, tu bebé te dedicará palabras tan dulces y cariñosas como mamá o papá. Pero hasta entonces, tu cuerpo va a experimentar una serie de cambios… Que podrás convertir en oportunidades para ir preparándote para darle la bienvenida a tu pequeño por todo lo alto.

Esther Escapa nos lo explica en su nuevo libro «La lista del bebé», un manual muy práctico y versátil para mamás primerizas o para otros familiares. ¿No sabes ni por dónde empezar? ¿No tienes ni idea de qué comprar, qué necesitarás o en qué invertir para tu bebé? No querrás comprarlo todo, porque hoy en día el bolsillo ya no está para malgastar… Por tanto, ¿qué mejor que aprender de una mujer que ha pasado por esta misma situación y que se ha hecho estas mismas preguntas?

Una lista que nuestra autora, a la que a continuación entrevistamos para que nos cuente un poco más sobre su libro y sobre cómo podemos utilizarlo para afrontar esta nueva etapa de nuestra vida, comenzó junto con sus amigas. Poco a poco, iban incorporando más y más cosas para que cualquier lista del bebé fuese todo lo completa posible. ¿Lo que más nos gusta? Los muchos consejos, trucos y secretos que cualquier mamá o futura mamá podrá descubrir en «La lista del bebé».

A modo de guía, Esther Escapa nos transmite todo el cariño y la energía del mundo, valores que no le faltan a una embarazada. El tono, la redacción y la comprensión son tan exquisitas y dulces que convierten a este libro en una fuente de cercanía. Siéntete cómoda conversando y aprendiendo de Esther Escapa en «La lista del bebé».

1. ¿Cuáles son las primeras preocupaciones que le surgen a una mujer cuando descubre que está embarazada?

Supongo que variará con la mujer, pero en mi caso las relacionadas con la salud del bebé.

2. ¿Qué criterios son necesarios para incluir a un objeto en concreto en «La lista del bebé»?

Cuando preparé la lista del bebé intenté incluir todos los objetos que habían tenido cierta utilidad para mí, o para otras madres de mi entorno. El criterio para estar en la lista no era que el objeto fuese muy necesario o imprescindible, sino que se trataba de informar de todos los objetos que una futura madre pueda plantearse si se compra o no se compra. En ese sentido, una vez leído el libro, seguro que cada futura madre identifica cuáles son los objetos que ella va a intentar conseguir y cuáles no.

3. ¿Qué tres valores funcionales crees que debe tener cualquier lista para bebés?

Creo que tiene sentido plantearte conseguir (que no digo comprar) todos los objetos que te faciliten la vida, que resuelvan situaciones, o que te ahorren tiempo, de acuerdo con nuestro presupuesto y nuestras preferencias, por supuesto.

4. ¿Qué indispensables piensas que necesitan las mamás primerizas?

No creo en los imprescindibles, porque varían con la mamá y con el niño de manera radical. Lo que es fundamental para para mí, probablemente, sea muy accesorio para otra mamá. Lo que es imprescindible es el sentido común. Todas lo tenemos y el embarazo es un momento perfecto para usarlo cuanto más mejor, de manera que nadie nos “venda motos” aprovechándose de nuestra inexperiencia o nuestro afán por no equivocarnos.

5. Si tuviésemos que regalarle algo a una futura mamá, ¿cuál crees que sería el mejor regalo para hacerle?

Pues cualquier cosa que no sea imprescindible, algo que tal vez ella no se hubiera comprado pero que resulte de utilidad una vez lo tenga, como algunos objetos de viaje. Si hay mucha confianza también se puede aprovechar para regalar uno de los objetos más caros (tal vez entre varios allegados) y aprovechar para consultar con los futuros «papis» su modelo o marca favorita. Yo lo que suelo hacer es regalar algo a la mamá. Algo para ella, como lo que le hubiese comprado si fuese su cumpleaños. La verdad es que cuando vas a ser madre casi nadie te regala cosas para ti…Y por supuesto…algún libro… (Me han dicho que hay uno muy bueno que se llama “La Lista del Bebé”)

6. ¿En qué te inspiraste para escribir «La lista del bebé»? Cuéntanos la historia de este proyecto

Cuando me quedé embarazada de mi primer hijo preparé la lista con ayuda de mi entorno cercano. Era una tabla Excel. Con el paso del tiempo esa lista se circuló bastantes veces…amigas, conocidas…amigas de amigas…yo siempre la pasaba encantada, y pedía que a cambio me devolviesen la lista incluyendo sus comentarios sobre los objetos, y la completasen con algún otro objeto que para ellas hubiese sido útil y que no estuviese incluido en la lista. La tabla creció bastante y llegó a tener bastante información.

Una vez hube sido madre de mi segundo hijo, me ilusioné con la idea de escribir un libro en que volcase mis propias experiencias y todas las que había recogido anteriormente gracias a la lista.

7. Nos encanta que contenga tantas sugerencias y explicaciones pero, ¿qué hace a este libro especial y diferente, qué le da un valor añadido?

Pues que tiene ese tipo de información que, aunque es absolutamente útil y práctica, por algún motivo nadie te cuenta… Como que muchos de los objetos para bebé van a verse cubiertos de vómito entre una tres mil veces por semana… Así que a lo mejor no es tan importante si el objeto se pliega en uno o en dos segundos, pero sí cómo vas a «apañártelas» cada vez que tengas que limpiarle al objeto todo el vómito de encima.

Como te digo incluye todo ese tipo de información (muy “de madre a madre”), y además resulta tan divertido como divertida va a ser tu vida una vez que llegué tu bebé, y eso es algo que para mi también era muy importante contar… La mejor forma de contar eso es hacer reír a la futura mamá. Sobre todo si le haces reír con situaciones que ella muy pronto va a vivir en primera persona.

8. En tu opinión, ¿crees que los productos más caros son siempre los de mejor calidad?

Obviamente no, pero aunque lo fuesen… ¿Realmente queremos o necesitamos que todos y cada uno de los objetos que vamos a usar sean de la más alta calidad posible? No creo que eso sea lo más eficiente… No creo que nadie necesite que una bañerita de bebé dure cuatro o cinco generaciones… O una trona de bebé que fuese capaz de resistir intacta a un terremoto y a un ataque nuclear… No tiene mucho sentido.

¿Por qué piensas que toda madre quiere el mejor cochecito o la mejor trona? Esta respuesta sí que es sencilla… Por lo mismo que una madre quiere todo lo mejor para su hijo, ya sea una trona, un juguete, una novia, un trabajo o un profesor de ingles… Por AMOR.

Querer lo mejor para nuestros hijos no es el problema… Lo que hay que hacer es usar el sentido común para decidir si lo mejor para tu hijo es que tu te gastes una barbaridad de dinero, que bien podrías usar en otra cosa más importante, en un objeto que vas a usar solamente unas cuantas semanas o meses.

9. ¿El nuevo desarrollo de productos básicos para bebés, crees que es indispensable?

Creo que todos los avances son positivos. Todo lo que facilite la vida o la haga más cómoda debe ser bienvenido, pero la ayuda debe ser real y debe compensar… Si para conseguir un pequeño beneficio necesito un armatoste enorme que encima cuesta un Congo… Pues eso significa que el producto necesita desarrollarse todavía más para que sea realmente interesante. O, ¿podríamos cuidarlos igualmente sin tanta parafernalia? Eso es otra cosa.

Por supuesto que la mayor parte de los objetos del bebé son prescindibles… (O han venido demostrando que eran prescindibles bastante más de 2000 años…) Así que no tiene mucho sentido depender en exceso de los artilugios; Pero yo defiendo las cosas que te facilitan la vida. Me encantan los objetos que resultan útiles y prácticos, sobre todo cuando el fabricante ha conseguido desarrollar un artículo que además es barato.

10. ¿Qué consejos básicos, sobre cualquier tema, darías tú a una futura mamá?

Que confíe en si misma, y que no se preocupe por nada, que todo lo que viene va a ser fantástico.

11. ¿Cuál fue la etapa que más te gustó de tu embarazo?

La segunda mitad, cuando ya me habían hecho las ecos de las 20 semanas y ya sabía que mis bebés estaban perfectamente.

12. Nos ha gustado mucho el tono y el humor que posee todo el libro, ¿cómo una ingeniera de caminos se lanza a esta aventura?

Creo que la profesión no es muy relevante en todo esto… Lo importante es que soy madre. Por eso escribí este libro. Ser madre me ha hecho descubrir muchísimas cosas, y esas son las que quería compartir cuando escribí el libro.

"La lista del bebé"

Autor: Katia Toran

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *