Dieta postparto, ¡recupera tu figura!

¿Los kilos de más que has cogido durante el embarazo te hacen sentir mal contigo misma y quieres eliminarlos? No desesperes, Nosotras te damos algunas pautas que te ayudarán a recuperar tu figura. ¡Toma nota!

Antes de empezar cualquier dieta debes tener claro tres puntos:

  • Date un tiempo: no empieces dieta justo después de dar a luz, lo aconsejable es que dejes pasar unas semanas. Además, si estás dando el pecho tienes que tener especial atención ya que durante la lactancia la ingesta calórica tiene que ser mayor para la formación de la leche. Perder peso muy rápidamente puede impactar de forma negativa a tu producción provocando que tenga carencias de nutrientes o de vitaminas. Así que date un tiempo y espera a terminar la lactancia.
  • Los milagros no existen: no te propongas perder los kilos que has ganado en un abrir y cerrar de ojos. Es esencial ser paciente, respetar tu cuerpo e ir paso a paso siguiendo una dieta adecuada. Recuerda que una dieta saludable no excluye alimentos, consta de cinco comidas al día y la pérdida de peso oscila entre 500 y 1.000 gramos a la semana.
  • Ocúpate de ti: un bebé necesita mucha atención. Seguramente que, con su llegada, estás mucho más ocupada, tienes la sensación de agotamiento constante o de no llegar a todas partes y, quizás, no tienes tiempo ni de comer. Error. Saca tiempo de donde sea y come porque saltarse las comidas no es saludable y puede llegar a alterar tu nivel de energía. Además, no comer no ayuda a perder peso.

Si sigues estas recomendaciones, la dieta en sí no tiene más misterio y dependerá de tu peso, metabolismo, cantidad de actividad física que realices… pero Nosotras te damos un ejemplo de dieta saludable que puede ayudarte a recuperar tu figura.

  • Desayuno: un vaso de agua en ayunas o una infusión que limpiará el organismo y eliminará las toxinas, una taza de leche desnatada y una rebanada de pan tostado con dos loncha de pavo.
  • Tentempié: una pieza de fruta rica en vitamina C, como el kiwi o la naranja.
  • Comida: 150 gramos de verdura y 120 gramos de carne o pescado, alimentos muy ricos en proteínas. Y, de postre, una pieza de fruta.
  • Merienda: un yogur desnatado.
  • Cena: 120 gramos de proteínas (carne, pescado o huevo) acompañado de alguna verdura a la plancha o ensalada pero en menor cantidad que para la comida, unos 100 gramos aproximadamente. Y, de postre, un yogur.

Además, un día a la semana tienes que comer pasta, otro día arroz y, otro, legumbres. Por último debes recordar que puedes consumir un máximo de tres huevos por semana.

Se constante y ya verás como en nada recuperas tu figura.

 

Imágenes: pinterest

Autor: Anna Güell

Comparte esta noticia en

1 Comentario

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *