¿Tu chico no lee? Alternativas para regalar en Sant Jordi

Si estás cansada de regalarle cada año un libro para que no se lo lea ¡cambia de estrategia! Te proponemos alternativas para Sant Jordi

Las calles se llenan de rojo, de aroma y cultura. Las rosas y los libros invaden ciudades y pueblos en un día en el cual el pueblo se vuelca en un acto de amor y amistad. Los hombres regalan rosas a las mujeres y éstas a su vez les corresponden con libros. Pero, si dejamos de banda el lado bonito y mágico de Sant Jordi, para muchas el 23 de Abril tiene un significado algo distinto. Pasar días y días pensando en el libro más adecuado para tu pareja, visitar innumerables librerías y consultar infinitas paginas web sólo para encontrar un libro, el libro, que se convierta en el privilegiado de ser leído por él. Para que no pase directamente de la tienda a su estantería de libros sin leer llenándose de polvo. Mientras, tu chico compra la primera rosa de las miles y miles que inundan las calles este día. ¡Que intercambio de amor y cultura tan bonito!

En definitiva, si cada año te haces la misma pregunta ¿por qué le tengo que regalar un libro si nunca lee?, la solución es muy sencilla. Si no es aficionado a la lectura busca otras cosa que pueden interesarle. Nosotras te proponemos unas alternativas para que le saques más partido a Sant Jordi y no gastes el dinero inútilmente.

Primero, y seguramente lo más difícil, hay que reconocer la evidencia. Si tu chico no lee, no encontrarás ningún libro en la tierra que le haga ver la luz. Y cuando decimos ninguno es ninguno, ni el Kamasutra, pues aunque al principio parecerá un niño entusiasmado, esa euforia es una ilusión que desaparece igual de rápido. Que les guste el sexo no significa que les guste leer sobre sexo, y aunque busques una edición muy visual, cuando ya lo haya ojeado perderá el interés. Así que es estos casos es mejor regalarle directamente un kit sexual, con sus aromas, aceites de masaje y juguetitos… ¡para que disfrutéis los dos!

  • Aunque sí hay un libro ideal, pues es el único que no podrá leer ¡el comestible! Pasteles en forma de libros de diferentes sabores. Una deliciosa alternativa que además es para ambos.
Pastel libro de la Pastelería Roig
  • Una buena solución es buscar un CD de música que le guste, o hacerle uno con canciones vuestras, es decir, aquellas canciones que significan algo para vosotros y que representan y os recuerdan momentos juntos.
  • Si es amante de la gran pantalla, averigua que películas le puedan interesar, novedades o clásicos, además si es fan de alguna en concreto, busca la edición extendida con comentarios, escenas extras etc. Pero ¡ojo! No caigas en el error, una vez más, de regalarle un libro que hable del séptimo arte o de una película en concreto, pues lo más probable es que acabe con los demás en la famosa estantería.
  • Para los aficionados a los videojuegos, es muy sencillo. Si conoces un poco sus aficiones o preferencias, cualquier juego le gustará.
  • Sin embargo siempre te queda otra alternativa, la más sencilla y además ¡te favorece!, comprar un libro según tus gustos. Es decir, tómatelo como un regalo para ti misma, un capricho y escoge el que más te guste. Así, cumples con tu parte el día del libro y la rosa, y te aseguras de que al menos alguien se lo va a leer.

Autor: Eva Marco

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *