¡Sorprende a tus invitados con la raclette!

Tienes una cena de amigos
y no sabes qué preparar, quieres sorprender pero tampoco es cuestión de pasarse
horas y horas en la cocina… ¿por qué no te apuntas a la moda de la “raclette”? Es
un plato muy sociable e ideal para consumir entre amigos.

La raclette, junto con la
fondue, es uno de los platos típicos
suizos
más conocidos e imitados en todo el mundo. ¿En qué consiste? Es un
menú típico del cantón suizo de Valais que se prepara fundiendo queso de la región y acompañándolo con patatas o bien con
otros ingredientes variados.

Es un plato fácil y rápido de preparar pero para
este menú es imprescindible un electrodoméstico especial: el raclette-grill. Se trata de un aparato
con grill para la carne, que debajo tiene unos compartimentos individuales con
pequeñas sartenes sobre las que se colocan los ingredientes y se funde el
queso. El raclette-grill es fácil de encontrar en cualquier supermercado, hay
muchas variedades y tamaños. Y no se trata de un aparato excesivamente caro,
puedes comprar un raclette para cuatro personas por unos 20 euros. Y si quieres
probarlo pero sin tener que comprar un electrodoméstico siempre puedes recurrir
al modo tradicional y cocer las lonchas con las patatas en
el horno normal, o bien al fuego como
lo hacían antiguamente los pastores.

Este menú lleva el mismo
nombre del queso que se utiliza y que es originario del cantón de Valais,
aunque en realidad existen dos tipos de quesos
raclette
: el raclette de Valais (suizo) y el raclette de Savoie (francés),
puesto que también es un plato muy popular en Francia. El queso raclette es muy
fácil de encontrar en cualquier
supermercado español ya cortado y listo para utilizar.

Es un plato ideal para el invierno al tratarse de queso
caliente, pero también puede hacerse el resto del año. Es muy práctico de
preparar y es una buena opción para
recibir invitados
de manera más informal. Y si te da pereza hacerlo en casa
siempre puedes acudir a algún restaurante
especializado
en raclette ¡los hay en muchas ciudades!

INGREDIENTES (4 personas):

  • 1 kilogramo de patatas pequeñas (de 3 a 5 patatas por persona)
  • 600 gramos de queso raclette cortado en lonchas (150g por persona)
  • Charcutería variada (lomo, bacon, chorizo, jamón serrano, etc)
  • Condimentos: pepinillos en vinagre y sal, frutas escabechadas, pimienta y pimentón, tomate, u otra clase de verduras

PREPARACIÓN:

  1. Cocer las patatas con la piel hasta que queden blandas.
  2. Mientras tanto, preparar los
    ingredientes de acompañamiento en un plato para ponerlos en la mesa. Así cada
    persona podrá servirse mientras el queso se derrite en el aparato para
    raclette.
  3. Una vez hechas las patatas, se cortan
    por la mitad y se ponen en la mesa.
  4. Una vez están todos los comensales en la mesa, se
    coloca y enciende el raclette-grill en la mesa.
  5. Cuando el aparato está caliente, se meten las lonchas de queso en las pequeñas sartenes para que se vaya fundiendo.
  6. Mientras se funde el queso, se pueden colocar los condimentos y la charcutería en la parte superior del aparato, el grill, y dejarlos dorar.
  7. Cada invitado se sirve en el plato las patatas calientes y los otros ingredientes que haya elegido y luego echa el queso derretido por encima. Así se va repitiendo este paso hasta que se termine el queso.
  8. La raclette se acompaña normalmente con vino blanco.

Autor: Angels Valls

Comparte esta noticia en

1 Comentario

  1. Mira, te gusta la receta

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *