Receta: Mojo Picón canario

El mojo picón es, sin lugar a dudas, uno de los platos estrella de la gastronomía de las Islas Canarias, probablemente una de las gastronomías menos conocidas de España no sólo a nivel nacional sino fuera de nuestras fronteras.

Existen diferentes tipos de mojos pero quizás el más conocido es el mojo rojo o mojo picón, una deliciosa y sabrosa salsa que puede tener diferentes grados de picante, yendo desde suave hasta lo más picante que su paladar sea capaz de resistir. El mojo picón es barato, rápido de hacer (no le llevará más de 15 minutos) y el perfecto toque final para prácticamente cualquier plato desde patatas y ensaladas hasta pescado, pasando por todo tipo de carnes.

Ingredientes (para llenar un recipiente pequeño)

  • ½ Vaso de Aceite (preferiblemente de oliva)
  • ½ pimiento rojo mediano
  • 1/3 Vaso de agua
  • 1 tomate grande y maduro
  • 3 ó 4 dientes de ajo
  • 1 cucharada pequeña de cilantro
  • 1 pimienta de cayena pequeña (si no le gusta lo picante puede vaciar el interior de la pimienta y desecharlo o utilizar solamente media pimienta)
  • Vinagre
  • Sal
  • Orégano (opcional)
  • Pan rallado (opcional)

Preparación

  1. Aunque no es imprescindible para elaborar esta receta, se aconseja la utilización de un pequeño mortero para mantener el sabor casero de la salsa.
  2. Pelar los dientes de ajo y cortarlos en trozos pequeños.
  3. Colocar el ajo y el cilantro en un mortero junto con un poco de aceite de oliva y vinagre. A continuación, machacarlos hasta que quede una especie de pasta espesa.
  4. Pelar el tomate.
  5. Cortar el pimiento rojo en pequeños trozos.
  6. Transferir la pasta formada por el ajo, cilantro, aceite y vinagre del mortero a una batidora y añadir el resto de los ingredientes: el aceite de oliva, el tomate pelado, los trozos de pimiento, el agua, vinagre, un poco de sal y la pimienta de cayena.
  7. Mezclar todos los ingredientes hasta conseguir una salsa espesa.
  8. Si el resultado final no queda espeso, un buen consejo es añadir un poco de pan rallado el cual no influye en el sabor pero le otorga espesor al mojo.
  9. Volver a mezclar con la batidora.
  10. Añada orégano (opcional).
  11. Ponga la salsa en un recipiente vacío con tapa y guárdelo en el frigorífico.

Una de las mejores cualidades del mojo picón es que puede conservarse en el frigorífico durante varios meses.

Autor: Miriam Brandom

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *