Rachel McAdams: genio y dulzura

En los últimos años se ha convertido en una de las caras más dulces de Hollywood. Son muchas las películas en las que ha protagonizado momentos llenos de pasión y en los que ha ofrecido todo un derroche de amor. Un ejemplo de ello lo veremos en Todos los días de mi vida, su nuevo trabajo en el que después de sufrir un accidente olvida al hombre con el que se acaba de casar.

Pero que la carita angelical de Rachel McAdams no os engañe. También ha demostrado que cuando tiene que plantarle cara a alguien o luchar por lo que desea es capaz de unir todas sus fuerzas en una exhibición de genio y temperamento. Hoy hemos querido realizar un repaso por algunos de sus films más representativos de esta mujer de armas tomar que ya ha dejado prendido a más de uno.

  • El diario de Noa: Allie quiere a Noah más que a nada en este mundo, pero a veces esa irresistible atracción no es suficiente para evitar sus innumerables discusiones. Pero no solamente se tendrá que enfrentar al hombre de su vida. Sus padres se opondrán inmediatamente a su relación y ella no dudará en defenderla por encima de todo.
  • Sherlock Holmes: en esta película se pusó en la piel de una ladrona del Londres del siglo XIX que vive una apasionada historia de amor con el mismísimo Sherlock Holmes. Rachel McAdams se atrevió con esta película de acción en la que tuvo que demostrar toda su valentía.
  • Morning Glory: en esta ocasión pudo comprobar el estrés al que se somete una productora de un programa de televisión. No es nada fácil poner firmes a dos grandes como Harrison Ford y Diane Keaton, pero una mirada llena de dulzura e inocencia mezclada con algunas dosis de temperamento consiguió dejarles maravillados.
  • Midnight in Paris: aunque Inez se comporta como una pija de lo más irritante, también es capaz de conquistar a todo un escritor bohemio y dejarle hipnotizado con su dulzura y belleza natural.
  • Todos los días de mi vida: Paige se enfrenta a uno de los momentos más difíciles de su vida. Después de sufrir un accidente es incapaz de reconocer al hombre con el que se acababa de casar. Ahora tendrá que dejar que el hombre con el que iba a compartir toda su vida vuelva a enamorarle, pero no pondrá las cosas demasiado fáciles.

Autor: Carla Ramirez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *