«Socialité»: La nueva profesión millonaria by Kim Kardashian

Kim Kardashian puede presumir de haber sido portada de Playboy y de Forbes, dos revistas muy diferentes y que mueven mucho dinero al año. La celebridad estadounidense protagoniza la nueva portada de la revista de economía y empresa. El motivo: su negocio de apps ha generado millones de dólares en poco tiempo, y con tan sólo una aplicación ha ganado alrededor de 160 millones de dólares.

Se trata de Kim Kardashian Hollywood, una app para smartphone gratuita y que contiene paquetes de pago. Desde que la lanzó en 2014, la estrella de la televisión estadounidense ha ganado cerca de 160 millones de dólares, una cifra que la convierte en una de las personalidades que más ha ganado en el último año. Esta aplicación ha sido descargada por 45 millones de usuarios en el mundo, y su influencia no para de crecer. kim_kardashianPero, ¿por qué? Esta californiana ha sabido jugar bien sus cartas a través de su físico, y polémica tras polémica ha ganado seguidores en todo el mundo. Precisamente de eso trata el juego que le genera cerca del 40% de sus ganancias anuales. Kim Kardashian Hollywood nos invita a imitar a la socialité para convertirse en una estrella de Hollywood – atrás han quedado las estrellas y divas del cine – y ser las más cool del momento.

Y no sólo eso: otras apps de la californiana incluyen un set de Emojis, tutoriales de belleza y visitas en exclusiva a su mansión. Y es que para la socialité lo más rentable es publicar su vida por todos los medios posibles. Vamos, que la tenemos hasta en la sopa. 

kim_kardashianKim Kardashian tiene muchos seguidores, pero también detractores. Cada vez que un medio de comunicación explica las «aventuras» de ella y de su clan Kardashian, muchos usuarios se quejan del poder de influencia de esta familia. En las redes sociales vemos muchos comentarios en contra de ellas, pero después triunfan por todo lo alto. Al final que más da, la publicidad negativa también es una forma de publicidad. ¿Qué está pasando? Bien podría definirse como la relación de amor-odio que se experimenta en la cultura de las redes sociales. «Te sigo para saber qué haces en todo momento pero en realidad no te puedo aguantar».

¿Puede la cultura del «postureo» convertirse en un negocio? Kim Kardashian ha sabido demostrar que sí. Y la difusión de estos valores estereotipados y altamente superficiales es lo que encontramos verdaderamente preocupante.

Imágenes: instagram, dailynews, tumblr

Autor: Liz Claverí

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *