Magia en San Juan y rituales para empezar el verano

Se ha hecho rogar demasiado pero el verano ya está aquí y también su noche más mágica. El día 20 es la Noche de San Juan, la más corta del todo año. Su origen se remonta muy atrás en el tiempo. Una tradición pagana consideraba que el Sol estaba enamorado de la Tierra y se resistía a abandonarla, por eso contamos con más horas de luz.

Esta hermosa leyenda fue Porno porno izle hd Porno Sex izle pornosustituida por la celebración cristiana, en la que se ensalza la figura de San Juan Bautista, que nació la noche del solsticio. Sea cual sea tu credo, se piensa que esta noche se desatan energías muy mágicas y poderosas que puedes canalizar a tu favor.

La fiesta se celebra en muchos lugares de Europa también, donde se la considera un culto al Sol. En España, son muchos los pueblos situados en la costa que encienden hogueras en la playa y las dejan arder toda la noche. Es impresionante contemplar estas hogueras puesto que el fuego tiene un poder hipnótico.

Sin duda es el elemento protagonista, pero el agua también juega un papel muy importante. Bañarse en el mar durante la fiesta mágica actúa como protección para todo el año. Si te da pereza meterte en el agua de noche, también puedes aguardar hasta las doce en punto, quedarte en la orilla y saltar tres olas. Por cada ola puedes pedir un deseo, no está mal, ¿verdad?

Respecto al rito de fuego, la costumbre dice que debes escribir tus deseos en una hoja de papel, doblarla mientras los visualizas y arrojarla a la hoguera. Después, deberás saltar la hoguera tantas veces como deseos hayas pedido. Esto varía de unos pueblos a otros, pero en esencia es muy parecido.

Si vives en el interior y en tu localidad no hay hogueras ni playa, siempre puedes preparar un ritual sencillo en tu propia casa. Si tuviste un año difícil, escribe en un folio en blanco todo aquello que quieres olvidar, superar y dejar por fin atrás. Enciende una vela blanca, símbolo de purificación y quema el papel. Llena un cuenco de cristal con agua y espolvorea las cenizas resultantes.

Derrama el agua por la pila de la cocina y visualiza cómo todo esa negatividad desaparece. Para fomentar la esperanza y los buenos pensamientos, hazte con tres ramitas de romero, tomillo, lavanda o cualquier otra planta aromática que te guste. Colócalas debajo de tu almohada cuando te vayas a dormir y déjalas secar a la mañana siguiente.

Una vez secas, puedes guardarlas en un saquito de tela y llevarlas contigo en el bolso o la cartera. Simbolizan la fe y la energía positiva y atraerán buena fortuna a tu vida.

Recuerda que lo más importante de cualquier ritual siempre consiste en establecer intenciones. El simple hecho de pararte a reflexionar sobre lo bueno que quieres atraer a tu vida y los elementos perjudiciales de los que te quieres deshacer, ya supone el primer paso para iniciar el cambio. ¡Feliz San Juan!

 Por Luna D

Foto: Neil Krug.

Autor: Luna D

Comparte esta noticia en

1 Comentario

  1. ¡¡Cuánta energía positiva da Luna D!! Debe ser por lo que escribe y cómo escribe. Transmite esta chica. Muy interesante todo lo que dice. He aprendido un montón!!

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *