Los hombres en las redes sociales

Las redes sociales componen uno de los vehículos más utilizados hoy en día para proyectar nuestra imagen.

Y es que cada vez más personas sienten la necesidad de presentarse en sociedad, ya sea ante su audiencia, esto se traduce en los más allegados, pero también ante personas que nunca han visto personalmente, y que probablemente su contacto quede tan solo en el mundo virtual.

Un dato interesante es que cada vez más hombres son los que están presentes en las redes sociales.

 

 

Con el paso de los años estos medios sociales han ido reinventándose poco a poco. Actualmente viven una edad de oro, y su éxito parece que se mantendrá en un futuro a corto y medio plazo. Ya sea en Facebook, Whatsapp o Instagram, por citar tan solo tres de las más populares del momento, y cuyo elemento definitorio cada vez más son las fotos que aparecen en ellas.

La foto de perfil, de hecho, es la primera imagen y por lo tanto, la más importante que usamos para presentarnos en el ciberespacio. Es fundamental estudiar bien la imagen que deseamos poner, y cuál es nuestro propósito con la misma, puesto que las redes sociales pueden ser de temática muy variada y tener objetivos muy diferentes: una foto de perfil adecuada para una red social, puede ser totalmente inapropiada para otra.

Las fotos de hombres en redes sociales: ¿qué les interesa destacar?

Como comentábamos anteriormente es importante analizar siempre el contexto de una foto. Para empezar, publicar una foto de perfil en una red social de citas, por ejemplo, requerirá unas características diferentes a las de una red para encontrar trabajo como LinkedIn o Xing.

En el caso de los selfies, a diferencia de las mujeres, los hombres suelen optar por fotos de cuerpo entero en vez de simplemente de la cara. Cuando publicamos un selfie, según los psicólogos, lo hacemos con el objetivo de gustar y ser reconocidos. Los hombres por tanto, identifican más la aprobación con el físico, a diferencia de las mujeres que, por lo general, tienden más a querer reflejar la belleza de su rostro.

Las fotos con el grupo de amigos también son más habituales entre hombres. Este tipo de imágenes buscan reforzar su vínculo social, y tienen cierto carácter “tribal” con respecto al exterior. También simbolizan que “aprovechan la vida” y que se lo pasan en grande, sin nada que envidiar a nadie.

 

 

En el polo opuesto al perfil festivo, están las poses más intelectuales en el puesto de trabajo, en un café con el portátil, entre otras. Las imágenes que tienen lugar en el espacio habilitado para trabajar denotan que el aspecto profesional es lo primero, y que a su vez tienen una imagen de sí mismos de comprometidos y responsables.

Los artículos de alta gama, de alguna manera, van vinculados a este hecho, así tenemos: coches, trajes, barcos o distintivos discretos en las muñecas varoniles como estos relojes de Chrono24, que ponen de manifiesto, que esa persona quiere basar su reconocimiento en el éxito de su vida profesional, que le permite llevar por consiguiente un estilo de vida elitista.

Otra temática recurrente son fotos haciendo deportes o realizando actividades extremas, fotos que refuerzan su sentimiento de hombría, su virilidad y su sensación de valentía. Características tradicionalmente ligadas a la masculinidad como la resistencia, la fuerza o la acción se ven representadas en este tipo de fotos.

El sentido del humor o las fotos divertidas, es otro perfil común, ya que es más bien un signo de seguridad en uno mismo y valentía, así como autonomía y se desprende de la necesidad de aprobación de terceras partes. Los psicólogos de hecho, aconsejan la introducción del humor desde edades tempranas.

Imágenes: Pinterest

Autor: Alba Gatell

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *