¿Dónde tiene el cerebro el hombre? Nacho Sierra lo desvela

Nacho Sierra es el autor de ‘El cerebro entre las piernas’, un libro al que las mujeres debemos dar la bienvenida. Descubre cómo actúan los hombres, cómo nos engañan, cuáles son sus prioridades… en definitiva, nos abre la puesta del sexo masculino para que podamos entrever cómo son. Nosotras.com no ha dejado pasar la oportunidad de conocer más entresijos de los hombres y, a continuación, podrás aproximarte al hombre que ha decidido destapar lo que no veíamos (o no queremos ver). Nacho Sierra, al desnudo.

Desde los 12 años estás interesado en el mundo animal y, de hecho, has adquirido una larga experiencia profesional. En el caso del sexo, ¿también es tan exhaustiva? Yo creo que para un ser humano la experiencia en sexo siempre es exhaustiva, al menos a priori. Somos animales sexuales. En la naturaleza las hembras actúan por selección de coitos y los machos actúan por acumulación de coitos, esto marca en la vida.

¿Qué te empujó a escribir ‘El cerebro entre las piernas’? Tengo la necesidad y la afición de escribir mis vivencias y hacerlo en tono de humor. Mis amigas siempre me cuentan sus problemas y con mis escritos les terminaba haciendo reír y darse cuenta de muchas cosas. Al final fueron ellas quienes me alentaron a escribirlo. Primeramente lo quise firmar con pseudónimo (me parecía más comercial porque pensaba que mi imagen desprendida del mundo animal no era la mejor para un libro como éste), pero Planeta se negó a tal posibilidad y me convenció.

Dices que con ‘El cerebro entre las piernas’ las mujeres pueden conocer verdaderamente a los hombres. ¿No crees que el sexo masculino puede sentirse atacado? Da respuesta a demasiadas preguntas… Evidentemente el sexo masculino se siente “contra las cuerdas”, sólo los hombres con sentido del humor aceptan este libro y se ríen con él. El resto niegan lo que aquí pongo y no se quieren sentir identificados. Otros, no me lo perdonan [ríe de manera pilla]. Se ha calificado a mi libro como “el Primer libro feminista escrito por un hombre”, me gusta esa definición.

¿Qué nos desvela este libro que no supiéramos? Desvela lo que sabemos y no queremos ver, devela lo que vemos en los demás que no queremos ver en nosotros mismos y también cosas que jamás un hombre se había atrevido a contar.

El cerebro entre las piernas, de Nacho Sierra. Imagen Cúpula

Para escribir ‘El cerebro entre las piernas’ revelas fragmentos de la vida íntima de amigos y conocidos con los que has compartido charlas sobre sexo y pareja, además de experiencias propias. ¿Has hablado de alguna infidelidad que cometieras y que todavía siga en secreto? Evidentemente en mi libro hay alguna experiencia personal, pero como mi libro no habla de mi vida privada, quedará en el silencio responder a esta pregunta, jejeje.

Según tu cerebrito, ¿qué tipo de hombre eres ahora? Ahora mismo tengo el cerebrito desconectado, por eso este libro lo escribo ahora, sino sería muy arriesgado [sonríe]. Tengo a mi lado la mujer que quiero, necesito y me hace feliz y también tengo la madurez, la seguridad, la experiencia y una vida lo suficientemente vivida como para poder desconectar mi cerebrito y no hacer lo que no quiero que me hagan.

¿Qué clase de hombre abunda más en España? En España y en todo el planeta abunda lo “gris”, ¿cuándo hemos visto una mayoría inteligente, culta, educada, fiel…? En un extremo están los “Torrentes” y en el otro los “cracks”.

Para los hombres, ¿la infidelidad está justificada en algún caso? Muchos hombres justifican la infidelidad cuando no hay deslealtad en los sentimientos, es decir, los affair llamados “una canita y si te visto no me acuerdo” y otros no consideran la prostitución como una infidelidad. En ambos casos es una forma de engañar a tu pareja (que no lo sabe) y a sí mismos. Ya que muy pocos no admiten que ellas puedan a hacer lo mismo que ellos.

¿Por qué tenéis miedo al compromiso? Creo que al hombre le asusta la monotonía, el aburrimiento del pasar de los años, el cambio que en muchas mujeres se produce cuando se casan y dejan de “luchar por la conquista diaria” y, sobre todo, muchos temen perder su “guarida” y la libertad de poder tener su vida sin compromisos. Para muchos hombres el matrimonio no les da seguridad, sino miedo.

¿Cuál es la clave para que el deseo no se pierda? Gustar a tu pareja y mantener el morbo sexual. Gustar no es un tema físico, debe existir atracción y tratar de mantener la química sexual de siempre. La forma de vestir de la mujer para un hombre es muy importante, somos fetichistas y simples, una provocación en este aspecto al hombre le reactiva el sentimiento (si lo hay, claro). Siempre es más importante que te digan que le gustas a que te digan que te quieren. Conozco muchas parejas que se quieren y no se aguantan, y tampoco se gustan.

Nacho Sierra. Imagen Centraldelespectaculo.com

Cada vez hay más parejas que optan por relaciones a distancia. ¿Crees que cuando se crea este compromiso es real o que el cerebrito sigue a la suya? Las relaciones a distancia son muy difíciles, yo diría imposibles, todas las que conozco terminan tarde o temprano y la infidelidad es “la rampa de lanzamiento”. La distancia crea ansiedad al principio de la relación y esto parece que une más, luego genera comodidad y finalmente abandono.

¿Por qué crees que la mujer se está liberalizando a nivel sexual? Cada vez hay más mujeres que se activan de forma primaria, igual que los hombres. Para una mujer desde que ve un hombre imponente que le atrae hasta que decide hacer sexo con él hay una distancia en el tiempo y espacio mayor que en nosotros, que en muchos casos sólo precisamos de la aprobación de ellas para hacerlo “ipso facto”. Esta distancia cada vez se está acortando más en ellas.

¿Consideras que la clasificación de hombres que ejerces en el libro podría aplicarse también en el sexo femenino? La misma exactamente no, pero sí se podría hacer una clasificación de mujeres…. ¡Por supuesto!

Si te has quedado con ganas de más, te aconsejamos ‘El cerebro entre las piernas’. Probablemente nos suene todo lo que nos cuenta, pero él revela la realidad del sexo masculino desde otra óptica: la suya. Si decides leerte este libro prepárate para reír pero, sobre todo, ¡para mirar a los chicos con otros ojos!

Autor: Blanca Sanchez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *