‘Amor Idiota’: desenfreno pasional como antídoto a la rutina

«Los idiotas sólo podemos tener fe, esperanza y caridad. Y un poco de amor, porque es gratis». Con esta frase empieza la nueva película de Ventura Pons, “Amor idiota”, una atípica historia de amor protagonizada por Santi Millán y Cayetana Guillén Cuervo.

Ventura Pons destaca que el tema de la película es ‘la necesidad del otro, de la que he tratado en infinidad de películas. La necesidad de la comunicación, la necesidad de la pareja, la realización personal, el sentido de la vida’. Partiendo de este tema universal empieza una historia basada en la obra de Lluís-Anton Baulenas, Amor d’Idiota.
Pere-Lluc (Santi Millán) es un hombre que desde su adolescencia es consciente de que su vida “constituye un largo y provechoso viaje hacia la idiotez”. En una noche de borrachera el protagonista choca con la escalera de una mujer que cuelga banderolas y queda prendado de ella. Ese es el punto de partida que le llevará a una persecución obsesiva por Sandra (Cayetana Guillén) una mujer muy sexy que dirige pornolar pornoizle amsik junto a su marido una empresa de banderolas. Poco a poco Sandra se va acostumbrando a la presencia de Pere-Lluc y ambos inician una relación basada, sobretodo al principio, en la pasión y el sexo.

Uno de los aspectos que más sorprende de la película es precisamente el gran número de escenas sexuales que hay. Ventura Pons señala que ‘hay dieciocho polvos seguidos, pero a veces pienso que me he quedado corto. Pero es que llega un momento que después de perseguirla, asediarla y conseguir entrar en su vida, necesitan que haya una explosión y el sexo es muy importante en una relación’. Los protagonistas de la cinta también reconocen que fue un trabajo duro ya que ‘había que desnudarse interior y exteriormente. Era comprometido pero se llevó con mucho sentido del humor’, destaca Cayetana. Santi Millán, concluye que era un tema delicado pero ‘me tocó hacerlo con Cayetana, nos reímos mucho y le sacamos mucho hierro al asunto. Y con Ventura que nos llevaba de la mano y nos daba seguridad en todo momento’.

Dejando a parte las escenas de sexo, lo que da vida a la película es la historia de amor entre Sandra y Pere-Lluc. Ventura Pons la ve como una ‘historia muy real’. Para Cayetana Guillén ‘más allá de las fórmulas que utiliza Pere-Lluc, es una historia muy cercana. Sandra en ese momento tiene estabilidad pero muy pocas alas. Es una historia que funciona en ese momento pero cuando la metes en la rutina no creo que funcione. Pere-Lluc rompe la rutina y eso responde a la necesidad de cambio que tiene Sandra, y ella es consciente de la absoluta necesidad que siente de él’. Para Santi Millán, su personaje ve ‘la historia de amor como una salvación de su propia vida. Su único punto de conexión con la vida era su amigo argentino. Y cuando él muere Pere se queda realmente perdido, navegando sin alicientes vitales. Es una persona que siempre se ha dejado llevar por el azar y se ha encontrado donde está. Por azar se encuentra con esta mujer y ella se convierte en la virgen que él sigue, aunque lo de virgen lo duda’, afirma entre carcajadas. El autor de la novela, Lluís-Anton Baulenas, está muy contento de la adaptación cinematográfica que ha hecho Ventura Pons y destaca que el director ha sabido reflejar muy bien el tema del azar.

‘Amor idiota’ es una producción hispano-andorrana y Ventura Pons la presentará en el próximo Festival Internacional de Cine de Berlín, fuera de la sección oficial, donde ya dio a conocer diversas películas. El director se defiende afirmando que Berlín ‘es un escaparate maravilloso. Mis películas empiezan en Berlín pero van a muchos festivales’.
La química entre Santi Millán y Cayetana Guillén traspasa la pantalla transmitiendo toda la pasión de esta historia de amor que de ‘idiota’ tiene más bien poco.

Autor: Isabel Rey

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *