Lencería maternal para embarazo y postparto

Lencería maternal que necesitarás durante y luego del embarazo

 

Al elegir la lencería maternal debes buscar prendas básicas que sirvan durante todo el embarazo.

 

Tengamos en cuenta que a lo largo del embarazo el cuerpo de la mujer cambia constantemente. Debes elegir una lencería cómoda y apropiada para esos cambios que se producen en tu cuerpo y te sientas cómoda.

 

La ropa interior más adecuada es la que se adapta a tus formas sin oprimir ni causar roces. Además, que esté confeccionada con tejidos naturales como algodón, que favorecen la transpiración y previenen cualquier tipo de alergias.

 

 

Sujetadores de maternidad y lactancia

 

Los sostenes de maternidad y lactancia están diseñados específicamente para brindar el mejor soporte para los cuerpos femeninos en crecimiento, de embarazadas y lactantes.

 

Pero el hecho de que encuentres un sostén de maternidad que te quede bien ahora no significa que será tu talla perfecta cuando llegue el bebé.

 

Recuerda, si vas de compras antes de que llegue el bebé, considera comprar una o dos tallas más grandes de lo habitual, para poder usarlo después del nacimiento.

 

 

Bragas

 

La lencería maternal puede ser sexy y bella.
Debe ser de tela suave, elástica y forrada de algodón con un ajuste debajo de la barriga.

 

También lo suficientemente flexibles como para que puedas usarlos tanto durante el embarazo como en el posparto.

 

El mejor material es el algodón, un tejido natural y transpirable que previene las infecciones vaginales. Como en el caso del sujetador, tienen que ser cómodas y no apretar.

 

 

Faja especial para embarazadas

 

A partir de la semana 25 de embarazo, sería muy beneficioso que la usarás. Siempre es conveniente que lo consultes con tu ginecólogo, que será el más indicado para aconsejarte en tu caso particular.

 

La faja sujeta el vientre y alivia el dolor de espalda, sobre todo en los casos que sufras problemas de columna.

 

 

Camisones y pijamas

 

Es imprescindible para tu colección de ropa de dormir de maternidad un camisón suelto, muy cómodo y práctico para amamantar.

 

No hace falta comprar un camisón o pijama exclusivo para la lactancia, con que tenga botones a la altura del pecho o, por ejemplo, tiritas que permitan bajarse la parte de arriba con facilidad para amamantar, es suficiente.

 

Algunas mamás prefieren camisones más que nada para evitar las molestias en los puntos si tuvieron una cesárea.

 

También te puede servir camisetas que te queden grandes, de esa manera no necesitarás realizar un desembolso adicional.

 

Actualmente encontrarás opciones bonitas y variadas en el mercado, que te permitirán lucir guapa y sexy usando una lencería muy bonita y moderna.

 

¡Te sentirás una diosa!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Imágenes: Fajas reductoras, Amazon.

Autor: Virginia Bruno

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *