Alimentación: ¿Debo cambiarla con el cambio de estación?

Alimentación según cada temporada del año

 

La alimentación es un aspecto fundamental de la vida y de ella depende el correcto funcionamiento del organismo y la salud.

Es importante llevar una dieta equilibrada, que tenga todos los nutrientes y que se adapte según las necesidades de cada uno según la estación.

 

Tengamos en cuenta que cada estación trae cambios de temperatura, de ambiente y presión, llevando una alimentación adecuada lograremos adaptarnos mejor a esos cambios.

 

Además, alinear sus hábitos alimenticios con la época del año no solo es bueno para la salud y el medio ambiente, sino también es bueno para tu paladar y tu bolsillo. Cuando vas a realizar las compras en el supermercado la mercadería disponible y lo que va a estar en precio son las frutas y verduras de temporada.

 

Otoño

 

Es recomendable consumir alimentos de esta temporada como ser frutos secos, castañas, nueces. Recuerda que comienzan los primeros fríos, los días son más cortos y el organismo tiene que adaptarse al nuevo clima y a los ritmos de la nueva estación.

 

Sería bueno agregar espinacas, calabazas que tienen un alto contenido en agua y bajo aporte de calorías. Puedes cocinarlas al vapor, a la plancha, y prepararlas en guisos, purés, sopas y también postres.

 

 

Invierno

 

Los días comienzan a volverse más oscuros y fríos y una manera de contrarrestar la depresión estacional que ocurre en los meses de invierno y afecta a algunas personas, es agregar más carbohidratos a la dieta.

 

Los carbohidratos buenos son: cereales integrales, pan, pasta, arroz, pero siempre comiendo con moderación y cuidando el peso.

Además, hay que reforzar el sistema inmune para evitar contraer enfermedades como gripe, irritación de garganta y problemas respiratorios.

 

Las carnes guisadas son fuente de proteínas y las  legumbres tienen alto contenido en hierro, también verduras como  espinacas, brócoli. El chocolate negro también es una fuente muy importante de este mineral.

 

 

Primavera

 

En esta época aparecen las alergias y resfriados. Diversos estudios afirman que la miel ayuda a mejorar estos síntomas.

 

Los probióticos ayudan a estimular el sistema inmune para esta temporada como ser: yogur, kéfir, pepinos y cítricos que tienen alto grado de vitamina C y ayudan a combatir las alergias respiratorias.

 

 

Verano

 

Es recomendable mantener el cuerpo hidratado bebiendo agua con frecuencia y alimentos que contengan líquido.

 

Las frutas frescas melón, sandía, fresas. Implementar ensaladas con aguacate, judías verdes, remolacha, lechuga apio y rábanos. Preparar gazpachos y agregar infusiones.

 

Aunque parezca contradictorio tomar bebidas calientes cuando hace calor ayuda a regular la temperatura corporal y es más eficiente que las bebidas frías. Evitar el café y tomar té de hierbas.

 

Ante cualquier duda sobre tu alimentación debe preguntar a tu médico, para llevar una dieta equilibrada según tus necesidades nutricionales.

 

 

 

 

 

 

 

Imágenes: Diario Sur, Ok diario.

Autor: Virginia Bruno

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *