No somos perfectos, todos podemos ser tóxicos a veces

 

Todos podemos ser tóxicos a veces

 

Si hay una palabra que se ha puesto de moda con el paso de los años en el ámbito del crecimiento personal, esa es sin duda ‘tóxico’. Las personas tóxicas, cómo evitar a los tóxicos, cómo pasar de personas que harán que tu vida se vuelva tóxica, cómo salir de una relación tóxica, de un trabajo tóxico… Parece que siempre nos fijamos en que es el otro quien tiene ese aura negativa. Pero, ¿qué pasa si somos nosotros los que -en un momento dado, no necesariamente siempre- nos comportamos con actitudes tóxicas de cara a los demás? Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que hay salida y solución. No somos perfectos, nadie es cien por cien maravilloso toda su vida durante todos los días. Una vez que aceptemos este hecho tenemos que pasar al siguiente: ¿cómo reconocer que a veces nos comportamos mal con los demás, y somos efectivamente el lado tóxico de la pareja, la amistad, la relación personal o del trabajo?

 

 

  • Si tienes conductas pasivo-agresivas. No hace falta gritar o insultar para faltar al respeto a alguien. Si te vengas en silencio, ridiculizas al otro, de pronto no le hablas o dejas que piense que te ha hecho algo terrible…

 

  • Si tienes obsesión por el control. Esto es algo que nos puede pasar a todos, pero es nefasto para las relaciones personales. Si no puedes desconectar, te obsesionas, no puedes dejar pasar ‘ni una’ a la otra persona y siempre, absolutamente siempre quieres saber lo que pasa y lo que va a pasar… harás que los demás vivan en un estrés constante.

 

  • Si nunca das tu brazo a torcer. Una cosa es ser cabezota, y otra muy distinta pensar que tienes la razón absoluta en todo momento, y que los demás no sólo están equivocados, sino que además sus opiniones no valen absolutamente nada. Esto es un comportamiento tóxico para ti mismo, pero también para los otros.

 

 

 

 

 

 

Imágenes: Pinterest

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *